Torres-Dulce aboga por reforzar "la autonomía" de los fiscales que tengan que abordar tareas de investigación

Torres-Dulce en San Sebastián.
EUROPA PRESS
Actualizado 24/05/2013 16:37:38 CET

SAN SEBASTIÁN, 24 May. (EUROPA PRESS) -

El Fiscal General del Estado, Eduardo Torres Dulce, ha defendido "un reforzamiento de la autonomía o blindaje" de los fiscales que tengan que abordar tareas de investigación, en especial en procesos de "enorme presión" mediática, social y política.

Torres-Dulce se ha referido al borrador del Código Procesal Penal en la inauguración del 28 Congreso de la Unión Progresista de Fiscales (UPF) que se celebra este viernes y sábado en San Sebastián, acto en el que también ha intervenido el Fiscal Superior del País Vasco, Juan Calparsoro, quien ha indicado que es la segunda vez que la capital guipuzcoana acoge esta cita, ahora en un "periodo de tranquilidad en temas de Seguridad", en alusión al fin de la actividad armada de ETA.

También ha tomado la palabra la presidenta de la UPF, María Moretó, quien se ha mostrado crítica con la actuación de Torres-Dulce, que no ha reforzado la "autonomía" de la Carrera Fiscal, y al que ha pedido que esté "vigilante", para que "no vacíen de contenido" al Ministerio Fiscal, al que el borrador del Código Procesal Penal "deja en una posición claramente muy debilitada".

Además, ha criticado que se intente "regular" las instrucciones que el Gobierno central da al Fiscal General del Estado, y ha instado a "buscar los mecanismos para que la autonomía del Ministerio Fiscal quede plenamente garantizada". "No podemos tener un Fiscal General del Estado atado de pies y manos que no pueda dar las órdenes o instrucciones que considere oportunas" y que "acabamos dependiendo de un órgano que no es constitucional como el Consejo Fiscal", ha insistido.

Frente a ello, Torres-Dulce ha destacado su "irrenunciable apuesta" por un Ministerio Fiscal "autónomo de los poderes públicos, imparcial, inscrito en la órbita del poder judicial, activo en la promoción de la Justicia, sensible a la satisfacción de intereses sociales" y "radicalmente comprometido en la defensa de los Derechos Humanos y Derechos Fundamentales".

Además, ha señalado que en unos momentos "duros, turbulentos" como los actuales, desde el Ministerio Fiscal se debe "trabajar juntos" e "impedir cualquier tipo de desánimo". "No creo que podamos, ni debamos, dar un paso atrás en las conquistas que están presentes en los estatutos orgánicos del Ministerio Fiscal, en los compromisos de las leyes procesales", ha opinado.

Torres-Dulce se ha referido al hecho de que si se otorga la formulación de la investigación al Ministerio Fiscal, "debe de ser completa y total". De este modo, ha abogado por "atribuir de una forma clara, precisa, con confianza legislativa y constitucional" el papel del Ministerio Fiscal en la investigación, "dotándole además de los medios necesarios para que dicha investigación sea precisa y efectiva".

Además, ha apostado por "un reforzamiento de la autonomía o blindaje" de los fiscales que tengan que abordar tareas en investigación, en especial en procesos de "enorme presión" mediática, de lobbys sociales y política.

ESTATUTO Y SUSTITUCIONES

Por otro lado, ha mostrado su "discrepancia" ante el hecho de que la tramitación del Estatuto Orgánico del Ministerio Fiscal sea "subsiguiente a la tramitación de la Ley de Enjuiciamiento Criminal", ya que, a su juicio, ambos deben tramitarse "en paralelo".

Por otra parte, ha mostrado su "enorme preocupación" respecto al régimen de sustituciones. Tras sostener que el mismo "no puede descuidar las necesidades de las plantillas agobiadas por funciones y actuaciones diarias", bajo la consecución de un horizonte de mayor profesionalización, ha apostado por dotar de las "necesidades previsiones de cobertura presupuestaria" para que las funciones atribuidas al Ministerio Fiscal no puedan "quedar en entredicho, coartadas por una planificación nada cuidadosa".

Torres-Dulce ha considerado que se deben acometer "operaciones quirúrgicas importantes" para hacer "más eficiente el proceso en el servicio de los intereses de los ciudadanos y del proceso Penal".

En este contexto, ha abogado por la "desjudicialización de todas las faltas que no tienen verdadera identidad Penal" y que están "entorpeciendo extraordinariamente" con una asistencia de "más de 300.000 juicios de faltas por parte del Ministerio Fiscal". Finalmente, ha opinado que hay que "tener la valentía y coraje de cambiar las cosas en tiempos de tribulación".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies