Urbán no cree en "reglamentos disciplinarios" y seguirá opinando en Podemos aunque le caiga "la del pulpo"

Miguel Urban y Teresa Rodríguez en una presentación
EUROPA PRESS
Publicado 07/08/2017 16:44:27CET

MADRID, 7 Ago. (EUROPA PRESS) -

El eurodiputado de Podemos y representante de la corriente anticapitalista, Miguel Urbán, ha asegurado, al ser preguntado por el nuevo régimen disciplinario aprobado por su formación, que no cree en "reglamentos disciplinarios" 'porque "la mejor disciplina siempre es el debate colectivo y la fraternidad".

"Si me tiene que caer la del pulpo, me caerá, pero seguiré defendiendo lo que pienso, en cualquier espacio. Eso es lo que hay que hacer y es lo que muestra una lealtad con un proyecto y unas ideas que están más allá de las siglas", ha afirmado en declaraciones a la Sexta.

Así lo ha asegurado al ser preguntado la actualización del reglamento disciplinario incluido en los nuevos estatutos aprobados por la formación tras la asamblea de Vistalegre II, en concreto, por el punto que señala que es una infracción grave "cometer indisciplina pública en relación con las legítimas decisiones de los órganos competentes de Podemos o desobedecer las instrucciones o directrices de los órganos de gobierno y representación del partido, o de los grupos institucionales del mismo, cuando no constituya una infracción muy grave".

FAVORECER EL DEBATE EN PODEMOS

Tras señalar que espera no haber cometido una infracción al haber criticado el pacto de Gobierno alcanzado en Castilla-La Mancha entre el PSOE y Podemos, Urbán ha avisado, eso sí, de que va a seguir diciendo lo que piensa, tanto cuando está a favor de una decisión o en contra, "para favorecer el debate público dentro de Podemos pero también fuera". "Eso es lo que permite avanzar a la democracia", ha defendido.

"No creo en los reglamentos disciplinarios. Creo que la mejor disciplina siempre es el debate colectivo y la fraternidad, no solo las consultas o los plebiscitos. Los procesos es los que construye una organización más unida, más trabajada y más plural", ha destacado. "No creo en ningún tipo de código disciplinario ni de sanciones. No es mi cultura política", ha reafirmado.

Por ello, ha asegurado que si le tiene que "caer la del pulpo" por seguir defendiendo sus convicciones, lo asumirá, pero no dejará de decir lo que piensa. "Nunca he entendido que los partidos sean un fin en sí mismo, sino una herramienta para mejorar la sociedad, para transformarla. Seguiré militando en esas creencias y en esas ideas", .

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies