El juez ofrece a la Generalitat Valenciana la posibilidad de que reclame ser indemnizada por daños

Actualizado 30/01/2013 19:44:39 CET

PALMA DE MALLORCA, 30 Ene. (EUROPA PRESS) -

El juez instructor del caso Nóos, José Castro, ha librado oficio al presidente de la Generalitat Valenciana para ofrecerle la posibilidad de reclamar la reparación del daño presuntamente causado por los hechos investigados en la causa, entre ellos el pago de 1,044 millones de euros por parte del Ejecutivo valenciano al Instituto Nóos para la celebración de cada una de las tres ediciones del Valencia Summit.

Mediante el auto por el que ha impuesto una fianza de responsabilidad civil de 8,2 millones de euros al Duque de Palma, Iñaki Urdangarin, y a su exsocio Diego Torres, al que ha tenido acceso Europa Press, el magistrado le hace así el ofrecimiento de acciones previsto en la Ley de Enjuiciamiento Criminal (LeCrim) a fin de que pueda ser parte en el proceso y solicitar ser indemnizado por los perjuicios a los que supuestamente se vio sometida la Generalitat.

Del mismo modo, el titular del Juzgado de Instrucción número 3 de Palma ofrece esta posibilidad al director general de la Ciudad de las Artes y las Ciencias (CACSA) así como al responsable de la Fundación Turismo Valencia Convention Bureau, entidades que intervinieron en la firma del convenio, en septiembre de 2004, y de sus dos addendas posteriores (2005 y 2006) para la puesta en marcha del evento Valencia Summit.

A la hora de imponer la fianza, el magistrado tiene en cuenta, además de los 1,044 millones de euros públicos que se destinaron a cada una de las tres ediciones del anterior enclave, los 382.000 euros que percibió Nóos en virtud de un convenio rubricado con la Generalitat Valenciana y la Sociedad Gestora para la Imagen Estratégica y Promocional de la Comunidad por la celebración de unos Juegos Europeos que nunca tuvieron lugar.