Vara aclara que "en ningún momento" se sintió "presionado" por las dos llamadas de Urdangarín

Vara
EUROPA PRESS
Actualizado 26/02/2013 21:00:54 CET

MÉRIDA, 26 Feb. (EUROPA PRESS) -

El secretario general del PSOE de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, ha aclarado que "en ningún momento" se sintió "presionado ni influenciado" por las dos llamadas que recibió del duque de Palma, Iñaki Urdangarin, cuando era presidente de la Junta de Extremadura, para interesarse por el rechazo del Ejecutivo regional al proyecto de instalación de una planta termosolar.

Fernández Vara se ha pronunciado de esta forma en una rueda de prensa que ha convocado ante el "revuelo" y las "utilizaciones interesadas" que a su juicio se han producido ante las declaraciones que realizó este pasado lunes, en las que aseguró que el duque de Palma, Iñaki Urdangarin, le llamó dos veces cuando era presidente para preguntarle por la negativa de la Junta de Extremadura al proyecto de una planta termosolar.

En su intervención, el expresidente extremeño ha asegurado desconocer el nombre de la empresa que promovía la planta, porque Urdangarin "a lo largo de las conversaciones, ni siquiera me dijo el nombre de la empresa", ha dicho Vara, quien sí ha señalado que se pretendía instalar en Navalvillar de Pela (Badajoz).

En esas dos conversaciones telefónicas "simplemente trasladé una información" al duque de Palma sobre los motivos por los que se había rechazado esta planta y "no denuncié nada porque no había nada que denunciar, yo ni me sentí influenciado, ni me sentí presionado, ni me sentí obligado a nada", ha reiterado Fernández Vara.

Así, el expresidente extremeño ha explicado que si no lo contó en el momento en el que sucedió y lo cuenta ahora, "es porque ahora me lo han preguntado", ya que en la entrevista de este lunes le preguntaron si había tenido algún contacto con el duque de Palma, "pues no voy a mentir, ese fue mi contacto y eso es todo, no hay más".

Se trata de un hecho que "probablemente no hubiera nunca salido ni extrañado si no hubiera ocurrido todo lo que ha ocurrido después", ha explicado Vara.

RELATO DE LOS HECHOS

Guillermo Fernández Vara ha explicado que la primera de las llamadas se produjo cuando se encontraba en un desayuno de Europa Press, momento en el que Iñaki Urdangarin le preguntó por los "criterios que había utilizado" la Junta de Extremadura para rechazar el proyecto de una planta termosolar en Navalvillar de Pela.

En esa conversación, Fernández Vara le explicó que el Consejo de Gobierno había "decidido marcar un criterio" que consistía en que "en suelos provenientes de concentraciones parcelarias, o cuando fueran de regadío pero altamente intensivos en mano de obra", se buscarían "ubicaciones alternativas".

"Así se lo trasladé, le dije que eran criterios que habíamos decidido utilizar en el Consejo de Gobierno, y que los íbamos a utilizar así para todo", ha explicado Vara, quien ha relatado que 15 días después le volvió a llamar: "Me dijo si había alguna novedad, le dije que no y nos despedimos". Fueron dos conversaciones "bastante breves", ha dicho.

Por este motivo, "y en contra de lo que dicen algunos, yo no denuncié nada, porque no había nada que denunciar", ha reiterado Fernández Vara, quien ha insistido en que a él se le "pedía una información" y él la dio, y la ratificó.

"En ningún momento me sentí presionado ni influenciado", ha aseverado Vara, quien ha apuntado que "cuando uno tiene el respaldo popular nada le afecta, nada le presiona y nada le influye".

SOBRE LA EMPRESA

Respecto a las peticiones que este martes han realizado tanto la vicepresidenta del Gobierno extremeño, Cristina Teniente, como el PP regional, para que diga el nombre de la empresa que promovía esta planta, Fernández Vara ha respondido que "las busquen ellos", ya que "el expediente debe estar en la Consejería de Agricultura".

Ha explicado que como desde el principio de la conversación con Urdangarin marcó "el criterio" de por qué se había denegado este proyecto, el duque de Palma "ni siquiera" le comunicó el nombre de la empresa, ha aseverado.

"No me acuerdo cuál era el nombre de la empresa", ha reiterado el líder de los socialistas extremeños, quien ha señalado que "en aquellos momentos había unas 40 solicitudes para termosolares en Extremadura", de las que algunas la Junta de Extremadura "las informaba favorablemente, y otras desfavorablemente", ha dicho.

En su comparecencia, ha explicado que "no hay nada más" sobre este asunto, y no lo dijo en su momento porque consideró que "no se había producido ninguna actividad que fuera ilícita", y se ha reafirmado en que "a fecha de hoy" lo sigue pensando.

LAMENTA LA REACCIÓN DEL PP

"No entendí en ningún momento que hubiera un comportamiento ilícito de alguien que llamaba para interesarse por unos criterios", ha reiterado Vara, quien finalmente ha lamentado la "sarta de excesos" de tanto la vicepresidenta como del PP extremeño en torno a este asunto.

Ante estos, Vara ha considerado que "un poquito de respeto merecería" como presidente extremeño que ha sido, pero ha señalado que para el PP "eso es algo que ni siquiera ellos puedan llegar a entender, porque el verbo respetar lo conjugan en bastante pocas ocasiones".

A su juicio, el Gobierno extremeño y el PP "intenta sembrar dudas contra quien ha actuado correctamente", ya que en su opinión, "cualquier cosa" que afecte a su persona "para ellos es un motivo de palo en la nuca". "Llevan casi dos años buscando, y como no han sido capaces de encontrar" intentar que "se le vuelva en contra", ha lamentado.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies