Vargas Llosa advierte de que el nacionalismo pretende volver a la "tribu" y eso acabará generando "violencia"

Vargas Llosa y Albert Rivera abrazándose
EUROPA PRESS
Publicado 21/03/2018 22:03:31CET

El escritor peruano y Albert Rivera apuestan por combatirlo intelectualmente desde el liberalismo "sin complejos"

MADRID, 21 Mar. (EUROPA PRESS) -

El escritor y premio Nobel de Literatura Mario Vargas Llosa y el presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, han advertido este miércoles de que el nacionalismo aspira a "imponer un patrón identitario único" y volver a la "tribu", una pretensión que han instado a combatir desde el liberalismo político.

"El nacionalismo intenta imponer un patrón identitario único. En Cataluña, la lengua fue la excusa, pero lo que había era la construcción de la nación", ha afirmado en un acto celebrado en Madrid en torno al último libro de Vargas Llosa, 'La llamada de la Tribu' (Alfaguara), una autobiografía intelectual y un ensayo sobre la doctrina liberal.

El escrito hispano-peruano ha explicado que históricamente en las sociedades, con el paso del tiempo, fueron desapareciendo las tribus y fueron surgiendo los individuos, que "se diferenciaban unos de otros" y que acabaron alcanzado "la coexistencia en la diversidad".

"El nacionalismo es todavía la tribu", lo cual "potencialmente significa, a la corta o a la larga, violencia", ha pronosticado, indicando que España podría volver a "la confrontación y los desencuentros".

A su modo de ver, el "rebrote" de los nacionalismos en Europa es una reacción a "la incertidumbre, a lo desconocido, a los cambios y a la creación de Europa", que les hace querer "volver a la tribu para sentirse seguros con los que son iguales" que ellos.

IDEOLOGÍA "REACCIONARIA" Y "RACISTA"

El escritor y el político, que han mantenido un coloquio en la Fundación Rafael del Pino, han coincidido en que el liberalismo debe situarse siempre enfrente del nacionalismo. "Si se le da la batalla intelectual y política, se les puede ganar", ha manifestado Rivera.

Para Vargas Llosa, el nacionalismo es "una ideología reaccionaria" que resulta "incompatible con la libertad y con la democracia", y el liberalismo lo combate "sin complejo de inferioridad" porque considera que lo que subyace en esa ideología es "racismo" y "un sentido arrogante de superioridad".

El premio Nobel de Literatura ha afirmado que si Europa es ahora una región "más civilizada, próspera y justa" se debe en parte al liberalismo, aunque cree que no se le reconoce ese mérito porque ha sido "la doctrina más caricaturizada, desnaturalizada, ridiculizada y atacada por sus enemigos", tanto de la derecha como de la izquierda.

"El neoliberalismo es una etiqueta que se aplica a quien se quiere insultar y presentar como la encarnación de la ignominia, el abuso o la explotación", ha apuntado. Tanto Vargas Llosa como Albert Rivera han coincidido en resaltar la "tolerancia" y el rechazo de los "dogmas" como características definitorias de los liberales.

PAPEL DEL ESTADO

Asimismo, ambos han reivindicado la igualdad de oportunidades de todos los ciudadanos desde "el punto de partida" --que abogan por garantizar a través del sistema educativo-- y el papel del Estado para asegurar el correcto funcionamiento de la economía de mercado.

El escritor también ha señalado que "en principio, el Estado no debería tener empresas" salvo en casos "excepcionales", mientras que el presidente de Ciudadanos ha declarado que "una cosa es un Estado fuerte y eficaz y otra cosa es disparar el gasto público".