De la Vega afirma que avanzar en "racionalización, eficacia y ahorro" del gasto del Estado es una prioridad del Gobierno

Publicado 10/06/2009 12:03:01CET

Dice que el acuerdo de financiación autonómica llegará "muy pronto y será bueno para todos", mientras Ridao reclama "hechos, no promesas"

MADRID, 10 Jun. (EUROPA PRESS) -

La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, afirmó hoy que avanzar en "racionalización, eficacia y ahorro" del gasto del Estado ha sido "siempre" una prioridad del Ejecutivo socialista. Eso sí, puntualizó que el Estado no está "dispuesto a desaparecer" y que no se trata de "reducir por reducir", sino de que las administraciones públicas den la "mejor y más eficaz respuesta a la ciudadanía".

Respondió así a una interpelación presentada por Joan Ridao (ERC) sobre la racionalización y reducción de la estructura de la Administración General del Estado mediante la austeridad, la eficiencia, la moderación del gasto y el cumplimiento del principio de lealtad institucional, con el objetivo de mejorar la eficacia y permitir la adecuada financiación autonómica.

En esta línea, expresó el compromiso de Gobierno con el desarrollo "pleno" del Estado de las Autonomías, así como su disposición a estudiar la estructura y los medios de la administración periférica para "adecuarla" al cumplimiento necesario de sus funciones. "No estamos dispuestos a desaparecer, tenemos un Estado complejo, con Estado y Autonomías, que pueden y tienen que convivir", subrayó.

Recordó además que la administración del Estado tiene también una responsabilidad y deberes que cumplir con los ciudadanos, por lo que puntualizó que no se trata de "reducir por reducir, sino de dar la mejor y más eficaz respuesta a la ciudadanía". A su juicio, en el país "hace falta más cooperación y colaboración", y habló de "Estado cooperativo".

De la Vega abogó por el desarrollo de las autonomías junto a un Estado fuerte, y aseguró que el Gobierno no quiere más competencias que las que están en la Constitución, pero puntualizó que "esas las quiere cumplir con eficacia". Agregó que es el momento de desarrollar todos los estatutos aprobados y hacer frente a los "nuevos retos" de la sociedad.

"Se va a lograr si desde todas las administraciones se admite que este es un Estado compuesto donde las administraciones y los gobiernos están para cooperar, y dejar la confrontación para los parlamentos. Reestructuración sí, reducción si procede, eficacia toda, cumplimiento de la ley toda, financiación pronto y buena, y entre todos vamos a seguir mejorando un modelo de Estado que ha dado a España los mejores años de bienestar de su historia", subrayó.

Por su parte, Ridao planteó la necesidad de cambios y reformas estructurales en el modelo económico y productivo, donde está obviamente la reforma de la administración y el sector público. Además, reclamó que el Gobierno debe acabar con una "cierta deslealtad institucional que supone la concurrencia competencial con las CCAA".

DEMASIADOS MINISTERIOS

En su opinión, lo más "ineficiente viene de la mano de un Gobierno que tiene Ministerios que podrían ser Secretarías de Estado, y con otros que no deberían existir", ya que así crecen los gastos de CCAA y del Estado, mientras la financiación autonómica sigue "pendiente, por no hablar de la local". Quizás, prosiguió, habrá que "reformar el Estado de las Autonomías, pero no a costa de las CCAA, que han mostrado su agilidad y voluntad de autogobierno".

Para Ridao, es hora de acabar con "tópicos" sobre financiación, que trata de forma "injusta y poco equitativa" a las autonomías. Expuso que hay una España de "cuatro motores" y que hay que acabar con "esta mala costumbre de que el Estado central centrifuga la mayor parte del gasto, sobre todo social, y además gestiona una buena parte de los ingresos de todos".

Asimismo, destacó que es "exigible" que todas las administraciones públicas realicen gran esfuerzo de austeridad, pero lamentó que el Gobierno actúe en la "dirección contraria". "El Gobierno tiene nula voluntad política de reducir algunos altos cargos, personal de confianza, asesores, y no ha amortizado ni un solo Ministerio", criticó.

También criticó Ridao que Zapatero hablara de disminuir la oferta pública de empleo, reducir el gasto corriente, congelar la retribución de algunos altos cargos, pero luego no haya actuado "exactamente así". Indicó que en Moncloa "trabajan algo más de 600 personas y Zapatero anunció un recorte de personal, y la plantilla se redujo en 12 personas, pero ningún alto cargo". Por eso adelantó su intención de instar al Gobierno a través de moción una consecuencia de esta interpelación a regular el gasto de algunos instrumentos públicos.

En respuesta a estas afirmaciones, De la Vega resaltó que "avanzar en la racionalización, eficacia y ahorro ha sido una prioridad del Gobierno siempre". Además, le dijo a Ridao que coincide con él en la necesidad de que el Estado gaste menos, aunque reconoció que queda un "largo camino por recorrer porque no cabe la autocomplacencia, sobre todo en tiempos de crisis".

REDUCIR EL GASTO CORRIENTE

La vicepresidenta explicó que además recortar el presupuesto de la Administración están aplicando "estrictos criterios de organización interna y de estructura de los Ministerios para evitar cualquier aumento del gasto público". Habló de reestructuración de los servicios centrales de los Ministerios, un plan de optimización de recursos, un plan también para reducir el gasto corriente y de las bondades de la administración electrónica tanto para el servicio como para el ahorro.

Según dijo, el Gobierno está estudiando además a la administración periférica para "adecuarla" a la situación actual y las competencias y transferencias resultantes de los nuevos Estatutos, y consideró "muy injusto hablar de deslealtad institucional del Gobierno", puesto que éste cree "en la cercanía al ciudadano y en el Estado de las Autonomías, y actúa en consecuencia".

"Han bajado los conflictos de competencias entre Estado y comunidades autónomas a una tercera parte en sólo cuatro años. Creemos en el Estado de las Autonomías y por eso trabajamos con todas por un nuevo sistema de financiación, y el acuerdo para poner en marcha este sistema nuevo va a llegar muy pronto y va a ser muy bueno para todos", señaló.

Para concluir, apuntó que el Gobierno está utilizando "correctamente, con rigor", los medios públicos en general, y se refirió puntualmente a los viajes de Zapatero en campaña en aviones militares. Agregó que el Gobierno ha cumplido siempre la ley y ha sido "riguroso" en la utilización de los medios públicos y se mostró partidaria de regular esto por ley, como adelantó Ridao que haría vía moción.

"EL ESTADO HA ENGORDADO MUCHO"

Ridao expuso que el modelo de financiación es de gasto y se valoran los servicios propios del Estado y las CCAA. Por eso, resaltó que es muy importante el respeto a la lealtad institucional, al tiempo que aseguró que su formación tiene la impresión de que hay un "intento deliberado del Gobierno de muscular el Estado en detrimento de las CCAA".

A su juicio, el Estado debe "adelgazarse" en estos años, puesto que ha "engordado mucho", y ese es el "problema que hoy por hoy tiene el tema de la financiación autonómica encallado". "Esperamos al 15 de julio -fecha límite dada por el Gobierno para cerrar la financiación- pero estamos francamente cansados y ya no nos placen las promesas sino los hechos", finalizó.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies