El Ayuntamiento de Pamplona coloca el mástil vacío en lugar de la ikurriña para el chupinazo de Sanfermines

Mástil vacío, sin ikurriña, en el chupinazo de Sanfermines 2018.
DAVID DOMENCH/EUROPA PRESS
Publicado 06/07/2018 11:08:44CET

PAMPLONA, 6 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Pamplona ha colocado un mástil vacío en el balcón de la Casa Consistorial este viernes, antes del lanzamiento del chupinazo de Sanfermines, tal y como anunció el alcalde de Pamplona, Joseba Asiron (EH Bildu), que confirmó que este año no se colocaría la ikurriña.

De esta forma, ondean en el Ayuntamiento de Pamplona la bandera de España, la de Navarra, la de Pamplona y la Europea, además del mástil vacío.

Se repite así la escena que ya se vivió en 2016, cuando el Ayuntamiento también instaló un mástil que dejó vacío. En cambio, en los años 2015 y 2017 el alcalde sí decidió colocar la ikurriña.

Finalmente, este año Joseba Asiron ha optado por no izar esta bandera, después de que además la Justicia condenara al Ayuntamiento por haberla colocado el año pasado. Así, reconoció que la ikurriña no ondeará "sobre todo, por una cuestión fundamental, que es que existe sobre la mesa una amenaza de índole jurídico". "Como comprenderéis, en el entorno de sentencias judiciales que estamos conociendo nos preocupa muchísimo", declaró a los periodistas.

Asiron explicó que el mástil vacío representa "esas identidades proscritas, esas identidades que todavía hoy no pueden verse reconocidas en el Ayuntamiento".