Un centenar de efectivos de emergencias participan en un simulacro por accidente químico en Guardian Navarra

 

Un centenar de efectivos de emergencias participan en un simulacro por accidente químico en Guardian Navarra

Simulacro por accidente químico en Guardian Navarra
EP/GOBIERNO DE NAVARRA
Publicado 31/03/2017 13:52:24CET

   PAMPLONA, 31 Mar. (EUROPA PRESS) -

   Un centenar de efectivos de emergencias han participado en los últimos días en un simulacro de accidente químico organizado por el Servicio de Protección Civil en la planta de Guardian Navarra, dedicada al sector del vidrio y ubicada en el polígono Montes del Cierzo de Tudela, para poner en práctica el Plan de Emergencia Exterior, comprobar los métodos de trabajo y coordinación contemplados, cotejar los tiempos de respuesta, y trabajar con trajes especiales en un entorno contaminado y con personas heridas.

   En el ejercicio, basado en una rotura catastrófica del tanque de almacenamiento de ácido fluorhídrico con la formación de un charco, han participado el Servicio de Bomberos, la Policía Foral, la Guardia Civil, la Policía Local de Tudela, el Servicio de Urgencias del Hospital Reina Sofía, la agrupación de voluntarios de Protección Civil de Tudela, el Centro de Coordinación de SOS-Navarra y personal sanitario; así como el Servicio de Protección Civil y efectivos de los equipos especializados en emergencias de la empresa Guardian Navarra. Además se han movilizado hasta las instalaciones de la planta el Puesto de Mando Avanzado, un helicóptero sanitario del Gobierno de Navarra, una ambulancia medicalizada y otra convencional.

   Por su parte, la empresa ha activado su Plan de Emergencia Interior y sus instalaciones han sido evacuadas, excepto el personal de sus equipos de emergencias. En total, unas 150 personas entre trabajadores, personal externo y visitas han tenido que abandonar la planta. El accidente químico también se ha notificado al resto de empresas radicadas en el polígono industrial Montes del Cierzo, que han permanecido confinadas hasta que ha terminado el simulacro, que se ha prolongado durante unas dos horas.

   La policía ha acordanado la zona industrial y las carreteras colindantes. Al lugar del accidente solo se ha podido acceder con trajes de protección química, que después han sido descontaminados.

   El ejercicio ha incluido la simulación de cuatro personas afectadas, dos de ellas con pronóstico grave por inhalación y las otras dos muy graves por inhalación y salpicaduras del producto químico. Las cuatro han sido trasladadas desde el punto del incidente hasta una zona segura, donde se les ha atendido y descontaminado. Después han sido evacuadas al Hospital Reina Sofía, dos en la ambulancia convencional, otra en la ambulancia medicalizada y la última en el helicóptero sanitario, ha informado el Gobierno de Navarra.

MEDIOS MOVILIZADOS Y PLAN DE EMERGENCIAS

   El Centro de Gestión de Emergencias del 112-SOS Navarra ha movilizado para este simulacro, como si de un caso real se tratara, a personal del Servicio de Protección Civil; a siete bomberos y un sargento, que han empleado un furgón con material especializado para materias peligrosas, una bomba rural pesada y un vehículo de mando; a seis patrullas de la Policía Foral más un inspector; a tres patrullas de la Guardia Civil y un responsable; y a una patrulla de la Policía Local de Tudela y un mando.

   Además, se han trasladado al lugar el Puesto de Mando Avanzado; un helicóptero sanitario; dos ambulancias, una de ellas medicalizada; y dos vehículos de la agrupación de Protección Civil de Tudela.

   El Gobierno de Navarra aprobó en 2006 el Plan de Emergencia Exterior de la empresa Guardian Navarra, S.L.U., en cumplimiento de la legislación estatal sobre medidas de control de los riesgos inherentes a los accidentes graves en los que intervienen sustancias peligrosas.

   Con este protocolo, el Gobierno de Navarra pretende prevenir, y en su caso mitigar, las consecuencias de los posibles accidentes graves, previamente analizados, clasificados y evaluados. Además se establecen las medidas de protección más idóneas; los recursos humanos y materiales necesarios, y el esquema de coordinación de autoridades, órganos y servicios llamados a intervenir.

   Este Plan de Emergencia Exterior prevé la realización periódica, en este caso cada tres años, de simulacros globales con todos los grupos y servicios designados para mantener su operatividad.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies