Comienzan a instalarse las grandes estructuras que permitirán reconstruir el Baluarte de Labrit

Actualizado 15/05/2013 17:24:15 CET

Hasta una altura de 6 metros configurarán la primera parte de una actuación que, en principio, se extenderá hasta el fin de semana

PAMPLONA, 15 May. (EUROPA PRESS) -

Este miércoles se ha comenzado a colocar la estructura prefabricada de hormigón que servirá para reconstruir, en el Baluarte del Labrit, el muro de contención del relleno de tierra, del trozo muralla que se derrumbó el pasado mes de febrero.

Los operarios, con ayuda de una grúa de gran tonelaje, han empezado a instalar una estructura que consta de 12 paneles prefabricados de hormigón (35 cms. de ancho, 6 m de alto y 2,15 m de profundidad) y 12 contrafuertes o 'costillas' (40 cms. de ancho, 6 metros de alto y 2 de profundidad).

La operación engloba la colocación de los prefabricados, la posterior inserción en el interior de las figuras de los perfiles de acero ('armaduras') y el hormigonado final del conjunto en una única pieza y está previsto que estos trabajos duren hasta el fin de semana, aunque el avance dependerá de la climatología.

La iniciada hoy sería la primera fase de la intervención reparadora del lienzo derrumbado, ya que luego, una vez realizado el relleno del talud, se ejecutaría una operación similar con estructuras de otros 4 m de altura hasta llegar a la cota de los 10 metros, la prevista para el continuo de la muralla. Cuando concluya esta primera fase se reconstruirá hacia el exterior el lienzo de sillarejo (piedra calcarenita) con el material recuperado para recuperar el aspecto original del muro, antes del derrumbe.

Finalmente, consolidado el lienzo, se reconstruirán las cañoneras en ladrillo con el mismo aspecto que las anteriores y se colocará la parte del muro de la gola que se tuvo que desmontar por seguridad. Asimismo, se construirá una nueva escalera de acceso a la parte superior del Baluarte del Labrit, junto a la plaza de Santa María, en el lugar previsto en el proyecto original, ha informado el Ayuntamiento en una nota.

La restauración de las fortificaciones de Pamplona comprendidas entre el Baluarte del Labrit y la cortina del Frente de la Magdalena comenzó en diciembre del año pasado y requieren la intervención en 11.214 m2 de muralla. Las obras están financiados en un 65 por ciento por el proyecto FORTIUS, un programa de cooperación transfronteriza entre Pamplona y Bayona, a cargo de fondos FEDER. Fortius se incluye dentro del Programa Operativo Territorial España-Francia-Andorra (POCTEFA), gestionado a través de la Comunidad de Trabajo de los Pirineos (CTP).

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies