Cuatro detenidos tras una reyerta en un establecimiento de Olite

Cachabas decomisadas, entre ellas, la utilizada en la agresión
POLICÍA FORAL
Publicado 01/04/2018 10:34:40CET

   Un empleado del establecimiento sufrió lesiones en la cabeza tras ser golpeado con un bastón

   PAMPLONA, 1 Abr. (EUROPA PRESS) -

   Agentes de la Policía Foral detuvieron ayer sábado a cuatro personas de una misma familia implicadas en una pelea que se produjo en Olite. Se les imputan lesiones, riña tumultuaria, desobediencia, resistencia, atentado y amenazas, delitos por los que deberán presentarse la próxima semana en el juzgado de guardia de Tafalla.

   Los hechos se produjeron en un establecimiento hostelero, desde donde se solicitó urgente presencia policial por una reyerta en la que estaban implicadas varias personas. Un empleado sufrió lesiones en la cabeza tras ser agredido con una cachaba (bastón con punta de acero en el extremo inferior), siendo trasladado en ambulancia al Complejo Hospitalario de Navarra con heridas de pronóstico reservado, ha informado la Policía Foral.

   Al lugar se desplazaron patrullas de la comisaría de Tafalla que mediaron para controlar la tensa situación y comenzaron la investigación de lo sucedido identificando a las personas presentes. Una vez tomadas manifestaciones a testigos, e implicados agentes de distintas comisarías, se dispusieron a detener en Carcastillo al grupo presuntamente agresor, que había huido del lugar pero estaba identificado.

   Los detenidos, tres varones y una mujer, fueron trasladados a comisaría para seguir con la instrucción de las diligencias propias del atestado. La Policía Foral les intervino tres cachabas, incluida la utilizada para agredir a la víctima en la cabeza, que se encontraba partida como consecuencia del golpe propinado.

   La operación policial -en la que han participado patrullas de la comisaría de Tafalla (seguridad ciudadana y policía judicial) con apoyo de agentes trasladados a Carcastillo desde Pamplona, Estella y Tudela- continúa abierta y no se descartan más detenciones.