Los embalses navarros aumentan su capacidad un 7% por las precipitaciones de febrero

Actualizado 04/03/2011 12:39:38 CET

La pluviometría ha sido desigual y las temperaturas han estado por encima de la media histórica

PAMPLONA, 4 Mar. (EUROPA PRESS) -

Febrero ha sido un mes más cálido de lo habitual y las precipitaciones de la segunda quincena han permitido que la capacidad de los embalses aumentase del 69 por ciento del mes de enero al 76 por ciento actual.

Los registros pluviométricos han sido desiguales, superiores a la media histórica en la zona pirenaica mientras que en la Ribera no han llegado al 50 por ciento de lo esperado. Las precipitaciones recogidas en la zona Este de la Navarra Media se han situado entre el 150 y el 200 por ciento del porcentaje de la media histórica.

Las precipitaciones más significativas se han producido los días 21, 22 y 27 del mes, especialmente el día 22 en la zona de mayor influencia cantábrica cuando se llegaron a recoger hasta 149,6, 149,3 y 145,5 l/m2 en Central Arranbide, Lesaka San Antón y Artikutza respectivamente. Estas precipitaciones fueron en forma de granizo entre los días 26 y 28 en la vertiente cantábrica y hubo nevadas el día 28 que afectaron a la red de carreteras navarras.

Febrero ha sido un mes más cálido de lo habitual y en casi todo el territorio la temperatura media se ha situado por encima de la media histórica entre los 0,5 y 1ºC, y en la Ribera por encima de esta medida.

Dos datos corroboran la calidez del mes pasado: el número de días de helada, inferior con respecto a la media en casi toda Navarra salvo en la zona pirenaica y las temperaturas máximas recogidas el día 5 que se situaron cerca de los 20ºC en muchos observatorios de Navarra, según ha informado el Gobierno.