El Gobierno destina 23,7 millones de euros a modernizar y ampliar el Hospital Virgen del Camino

Actualizado 02/07/2009 14:08:15 CET

PAMPLONA, 2 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Navarra autorizó en su sesión de hoy la celebración de los contratos para la construcción de los quirófanos centrales, la Unidad de Cuidados Intensivos, la sala de despertar (URPA) y los laboratorios del área de medicina general del Hospital Virgen del Camino. Para ello, el Ejecutivo foral autorizó un gasto plurianual de 23,7 millones de euros a distribuir entre los años 2010 y 2013.

Tras la renovación del área materno-infantil ya culminada por el Gobierno de Navarra, las actuaciones se centrarán ahora sobre el edificio general. El proyecto tiene por objeto concentrar en una única área los quirófanos centrales y el área de críticos del Hospital Virgen del Camino, así como modernizar las instalaciones actualmente existentes. Para ello, se han tenido en cuenta las previsiones contenidas en los planes funcionales de los servicios médicos implicados en la reforma.

De acuerdo con ese criterio, se construirá un nuevo edificio de 6.000 metros cuadrados entre el edificio materno-infantil y el de medicina general, donde se ubicarán los quirófanos centrales y la nueva Unidad de Cuidados Intensivos. La URPA (sala de despertar) ocupará la actual área de los laboratorios centrales y, por tanto, éstos pasarán al espacio dejado por los actuales quirófanos.

Para afectar en la menor medida posible el funcionamiento del centro hospitalario mientras duren las obras, éstas se realizarán en dos fases consecutivas que permitan generar nuevos espacios para ubicar las unidades que se remodelan. En la primera fase, se construirán los quirófanos centrales y la Unidad de Cuidados Intensivos y, en la segunda fase, los laboratorios centrales y la sala de despertar.

En concreto, está previsto que las obras se inicien en enero de 2010 y que el nuevo edificio que albergará los quirófanos y la UCI esté construido para julio de 2011. Después, se procederá a la reforma interior del edificio general, de manera que el área de los nuevos laboratorios esté terminado para abril de 2012 y la nueva URPA para diciembre de ese año. Según las previsiones actuales, las obras finalizarían en julio de 2013.

La nueva zona de los quirófanos centrales y del área de críticos contará con 8.664,5 metros cuadrados. Tendrá ocho quirófanos (tres más que los actuales) con una superficie de 2.040 metros para satisfacer las necesidades actuales y futuras a medio y largo plazo; una sala de despertar de 782 metros con dieciséis camas (el doble de las actuales); una UCI de 1.934 m2 con dieciocho camas (ahora son doce) y los laboratorios actuales más los de urgencias y de microbiología con una superficie total de 1.042 m2. Asimismo, se construirá un área común de 817 m2 y una sala técnica de 1.440 m2.

El bloque quirúrgico y el área de esterilización se ubicarán en la primera planta del nuevo edificio, que se construirá entre el edificio materno-infantil y el de medicina general. En una segunda planta se ubicarán las instalaciones generales y en un tercer piso, la Unidad de Cuidados Intensivos. En total, este edificio tendrá con 6.000 m2 aproximados, repartidos en tres plantas.

La organización de las nuevas instalaciones buscará el aprovechamiento óptimo del espacio y una ordenación funcional orientada a una buena gestión de los recursos humanos y materiales. Asimismo, está previsto que las nuevas áreas proyectadas reúnan las condiciones suficientes para facilitar el trabajo y el confort de los profesionales sanitarios y no sanitarios.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies