Herrikoa y Sortzen respaldan la huelga en educación contra unas medidas "discriminatorias e inaceptables"

Santiago Álvarez, Nestor Salaberria Y José María Carrillo.
EUROPA PRESS
Actualizado 18/05/2012 15:37:12 CET

PAMPLONA, 18 May. (EUROPA PRESS) -

Las federaciones de apymas Herrikoa y Sortzen-Ikasbatuaz han mostrado su respaldo a la huelga convocada en educación contra unas medidas que han calificado de "discriminatorias e inaceptables" y que, en su opinión, van a suponer "el mayor retraso de la educación pública hasta la fecha".

El presidente de Herrikoa, Santiago Álvarez, el tesorero de la federación, José María Carrillo, y el coordinador de Sortzen-Ikasbatuaz, Nestor Salaberria, han ofrecido este viernes una rueda de prensa en la que han sostenido que los recortes planteados por el Departamento de Educación van a tener "necesariamente" una "incidencia directa en la calidad de la enseñanza".

En su opinión, los recortes educativos suponen "un mayor perjuicio que las movilizaciones convocadas por los sindicatos", por lo que han animado a las familias a "defender el sistema educativo no llevando a sus hijos a los centros" los días en los que se han convocado huelga (el 22, 29 y 31 de mayo).

Además, han emplazado a las familias a participar conjuntamente con los claustros de los centros en las concentraciones que se organicen con "el fin de hacer recapacitar a los Gobiernos autonómico y central acerca de las medidas impuestas" y para exigirles que "den marcha atrás".

Para Herrikoa y Sortzen-Ikasbatuaz, "sería un acto de irresponsabilidad no hacer caso al llamamiento social en un momento en el que el estado de bienestar está en peligro", y han advertido de que "si la respuesta en la calle no es contundente y mayoritaria, las siguientes medidas del Ministerio, y secundadas por UPN, podrían seguir las pautas utilizadas en comunidades gobernadas desde hace tiempo por el PP".

Por ello, han decidido respaldar las movilizaciones planteadas por los sindicatos educativos, si bien han pedido al profesorado que intenten que las protestas "perjudiquen lo menos posible a los alumnos, sobre todo a los que están pendiente de hacer Selectividad, porque son los que menos culpa tienen en esta situación".

"La disculpa de la crisis le sirve al Departamento de Educación para cumplir los ámbitos más conservadores del programa electoral de UPN y lo mismo al PP en el Estado", ha lamentado José María Carrillo, quien ha rechazado que el Gobierno foral "prefiera financiar centros privados, mientras limita los presupuestos que revierten en la calidad de la enseñanza pública".