Los pacientes elevan de aprobado a notable la calidad de la comida en el CHN tras la internalización, según una encuesta

Fernando Domínguez presenta encuestas de calidad del servicio de comidas de CHN
EUROPA PRESS
Publicado 29/12/2017 12:22:07CET

PAMPLONA, 29 Dic. (EUROPA PRESS) -

Los pacientes ingresados en el Complejo Hospitalario de Navarra (CHN) puntúan, en la actualidad, con un notable (7,5) la calidad de la comida suministrada en este centro tras la internalización del servicio de comidas frente al aprobado (5,7) que le otorgaban cuando éste era prestado por una empresa externa.

El consejero de Salud del Gobierno de Navarra, Fernando Domínguez, ha presentado esta como la principal conclusión que se desprende de las encuestas realizadas por el Servicio Navarro de Salud (SNS), de manera específica, para conocer la valoración de las personas ingresadas en este centro hospitalario en relación a la calidad de la comida.

Tal y como se ha informado en una rueda de prensa este viernes, se realizaron 400 encuestas, con la misma metodología durante los meses de febrero y diciembre de este año. En el primer caso, el servicio de comidas todavía era prestado por una empresa externa, mientras que en el segundo ya se había producido la internalización del mismo.

El CHN recuperó el pasado 1 de junio, de manera íntegra, la gestión pública de sus cocinas con una planificación de 85 posibles tipos de dietas que fueron renovadas, con una mayor presencia de productos frescos, más variados y de mayor calidad. Además, se ha elaborado un nuevo menú con rotación quincenal y variabilidad estacional.

Domínguez ha explicado que el principal objetivo de la reversión de este servicio era "mejorar la calidad de la alimentación en el CHN como elemento esencial de apoyo en muchos procesos de recuperación de las personas hospitalizadas". "Las dietas alimentarias deben ser consideradas como un elemento básico y fundamental en el proceso de recuperación, sobre todo en determinadas circunstancias", ha añadido.

Por otro lado, Domínguez se ha referido a la sentencia del Juzgado de los Social sobre la subrogación de empleados con la internalización de servicios del CHN. "Hay que analizar caso por caso, porque hay algunos en los cuales hay que readmitirlos y en otros dan la opción de readmitir o indemnizar", ha comentado para añadir que "la idea sería indemnizar en aquellos casos que exista esa posibilidad".

Además, ha explicado que "en el momento en que tomamos la decisión, la doctrina jurídica mayoritaria era que no se podían subrogar esos trabajadores porque en principio para entrar a trabajar en la Administración hay que basarse en los principios de igualdad mérito y capacidad".

"Sin embargo, en septiembre el Tribunal Supremo, en una sentencia para unificar doctrina, avaló la tesis de que debían ser subrogados y la Ley de Contratos del Estado de noviembre va en esta línea. En base a este cambio de criterio jurídico es por lo que los tribunales han tomado la decisión de que deberíamos haberlo subrogado", ha asegurado.

LA COMIDA Y LA CENA, LAS INGESTAS QUE MÁS MEJORAN PUNTUACIÓN

Por su parte, el gerente del SNS, Óscar Moracho, ha presentado los datos de las encuestas y ha destacado "el incremento de puntuación que experimentan tanto la comida (7,39 actual frente al 5,57 anterior) y la cena (7,36 actual frente a un 5,63)". "En este sentido es importante remarcar que en estas dos ingestas es en las que se produce el mayor porcentaje de aporte calórico y proteico", ha señalado.

"En cuanto al desayuno y merienda, se incrementan las puntuaciones en casi 1 punto. En la primera ingesta del día, los y las pacientes han otorgado una valoración de 7,61, frente al 6,68 anterior, mientras que en la merienda han puntuado con un 7,31, frente al 6,37 de la encuesta realizada en el mes de febrero", ha explicado Moracho.

Además, el gerente del SNS ha asegurado que el 72% de las personas encuestadas ha respondido que no han tenido algún tipo de problema con la comida con respecto a la calidad, frente al 53% de febrero de 2017.

En relación a la cantidad y a la temperatura de la comida, también se ha reducido el porcentaje de personas que aducen tener algún tipo de problema en este sentido. Por último, en relación a los horarios de las comidas, este ítem no mejora. Un 10% de los pacientes aseguran haber tenido algún problema en cuanto a los horarios, frente al 7% de febrero pasado.

Moracho ha remarcado como "otro avance destacado es el porcentaje de pacientes que consumen comida de casa debido a la calidad de la comida suministrada por el hospital". El 76% de los encuestados afirman no haber tenido que recurrir a ello, frente al 66% de la encuesta realizada en febrero.

Igualmente, Moracho ha resaltado que "desde que se internalizó el servicio de comidas, se han recibido 3 quejas y 15 agradecimientos, mientras que en 2013, durante los seis primeros meses de servicio externalizado, se contabilizaron 1.860 quejas y ningún agradecimiento".

MÁS CONTROL DE SEGURIDAD ALIMENTARIA

Por su parte, el jefe de Servicio de Seguridad Alimentaria del Instituto de Salud Pública y Laboral de Navarra (ISPLN), Javier Aldaz, ha destacado que "la seguridad alimentaria está sujeta a rigurosa normativa".

Aldaz ha explicado que previamente a la apertura del nuevo servicio de cocina, la gerencia del CHN presentó al ISPLN su Sistema de Análisis de Peligros y Puntos Críticos de Control (APPCC) para su revisión y validación. El ISPLN desarrolla las actuaciones de control oficial, que incluyen inspecciones con frecuencia e intensidad según los criterios de riesgo marcados por la legislación y el establecimiento de los procedimientos de inspección a aplicar en este caso.

Así pues, Aldaz ha comentado que, desde el control oficial durante este tiempo se han realizado en las cocinas del CHN un total de 5 inspecciones sin haberse encontrado deficiencias importantes (temperaturas no correctas en diversos puntos, cruce de líneas entre algunas áreas de trabajo, etc.). En todos los casos, se pusieron en marcha medidas correctoras y su cumplimiento se verificó posteriormente.

Asimismo, ha señalado que durante este semestre se han efectuado un total de 172 análisis de control por parte del ISPLN y el CHN, 60 de ellos en muestras de superficie y 112 en muestras de alimentos, frente a los 150 realizados en el mismo periodo de 2016,3 en muestras de superficie y 147 en muestras de alimentos.

En el caso de las muestras de superficie no se han detectado agentes patógenos ni indicadores de contaminación microbiológica, tampoco en 2016. En cuanto a las muestras de alimentos, se han obtenido dos resultados con presencia de agentes patógenos, sin detectarse casos de enfermedades que puedan asociarse a los mismos, y uno en un alimento no destinado a consumo. En el mismo periodo de 2016 se registraron seis resultados positivos, sin detectarse tampoco casos de enfermedades que pudieran asociarse.

ÁREAS Y ACCIONES DE MEJORA

Por último, Moracho ha asegurado que el SNS "continúa implantando nuevas mejoras, algunas de ellas de carácter organizativo". Así pues, ha anunciado "la próxima inclusión del menú opcional para los pacientes, nuevas preparaciones culinarias adaptadas a la línea fría, así como estudiar la posibilidad de desarrollo de una pequeña línea en caliente para dietas especiales".

Además, se ha comenzado a desarrollar el programa de cribado e intervención nutricional en pacientes ingresados. Se está efectuando de manera piloto en tres plantas. Este programa implica el estadiaje del riesgo nutricional desde el ingreso hospitalario y la intervención precoz con modificaciones de la dieta oral, dieta básica adaptada y/o incluso nutrición artificial si fuera preciso.

En relación a la seguridad alimentaria, se contempla la próxima revisión y mejora de los sistemas de Análisis de Procesos y Puntos Críticos de Control APPCC) y prerrequisitos de higiene. Cabe destacar la puesta en marcha de un plan de formación en manipulación de alimentos. Asimismo, se plantea como objetivo la acreditación de la gestión del servicio de comidas en la Norma UNE-EN ISO 22000.