El Parlamento de Navarra aprueba los cambios legales para que 44 municipios pasen a la zona mixta

 

El Parlamento de Navarra aprueba los cambios legales para que 44 municipios pasen a la zona mixta

Pleno del Parlamento de Navarra (cuatripartito).
EP/PARLAMENTO DE NAVARRA
Publicado 22/06/2017 11:08:28CET

PAMPLONA, 22 Jun. (EUROPA PRESS) -

El pleno del Parlamento de Navarra ha aprobado este jueves la modificación de la ley foral del vascuence para que 44 municipios que hasta ahora estaban integrados en la zona no vascófona de Navarra pasen a la zona mixta. Además, la norma, que hasta ahora era denominada como ley del vascuence, pasará a denominarse ley del euskera.

Los cambios, que habían sido propuestos por Geroa Bai, EH Bildu, Podemos e Izquierda-Ezkerra, no han recabado más apoyos que los del cuatripartito. UPN, PSN y PPN han votado en contra.

Los 44 municipios pasan a la zona mixta tras haberlo solicitado expresamente los plenos de sus respectivos ayuntamientos. Se trata de Abaigar, Adiós, Aibar, Allin, Amescoa Baja, Ancín, Añorbe, Aranatxe, Arellano, Artazu, Bargota, Beriain, Biurrun-Olcoz, Cabredo, Cirauqui, Dicastillo, Enériz, Eulate, Gallués, Garinoain, Izagaondoa, Larraona, Leoz, Lerga, Lónguida, Mendigorria, Metauten, Mirafuentes, Murieta, Názar, Obanos, Olite, Oteiza, Pueyo, Sangüesa, Tafalla, Tiebas, Tirapu, Unzué, Ujué, Urraúl Bajo, Urroz-Villa, Villatuerta, y Zuñiga.

Además, se contempla la inclusión "automática" del municipio de Noáin-Valle de Elorz, "siempre que así lo acuerde previamente, por mayoría absoluta, el pleno municipal de su corporación". Finalmente, Atez se integrará en la zona vascófona.

Asimismo, se reconoce la competencia de las entidades locales para, en su ámbito de actuación y "con independencia de la zona lingüística a la que pertenezcan, aprobar ordenanzas que regulen o fomenten el uso del euskera".

En la defensa de los cambios, el parlamentario de Geroa Bai Unai Hualde ha afirmado que con esta modificación "se hace un cambio, no por la imposición, sino a través de la libre voluntad de los ayuntamientos". "Los ciudadanos no ven el euskera como una imposición, sino como un tesoro, como un idioma propio y como un derecho, y en ese camino es un día importante. Es un paso adelante en la normalización", ha destacado.

Sin embargo, el parlamentario de UPN Carlos García Adanero ha afirmado que esta modificación es "un ejemplo bien claro de sectarismo", porque se ha atendido a los ayuntamientos que querían entrar en la zona mixta, pero no a los que querían pasar a la zona no vascófona. "Es evidente que el Gobierno es sectario, impone y tiene un objetivo político. El euskera es un elemento fundamental para la construcción nacional de Euskal Herria, es una estrategia, ya tenemos el idioma y la bandera, y falta el territorio. Por eso está tan contento el portavoz de Bildu, porque ya han conseguido una parte y van a por la siguiente", ha indicado.

El parlamentario de EH Bildu Dabid Anaut ha valorado que la ley se aprueba tras una petición que "viene directamente de los ayuntamientos" y ha interpretado que esto demuestra que la ley del vascuence "no satisface a muchos ciudadanos y no garantiza los derechos lingüísticos". "El cambio no es enorme, pero sí que abre unas puertas. Es un paso adelante, pero no es una garantía total y hay que ir más allá", ha indicado.

Por parte de Podemos, Laura Pérez ha afirmado que el euskera es "una de las mayores riquezas del patrimonio de Navarra y por eso hay que protegerlo". "Han pasado más de 30 años una ley llena de complejos, empezando por denominar al euskera vascuence. Es momento de cambiar esta ley de raíz. Hay que superar la zonificación y aunque el cambio de hoy es un paso adelante, no resuelve el problema en su profundidad", ha afirmado.

Por el contrario, la parlamentaria del PSN Inma Jurío ha indicado que las modificaciones legales "carecen de fundamento y solo se basan en la voluntad política de grupos que quieren imponer sus mayorías". "Se está imponiendo la voluntad oportunista de la mayoría, y dentro de esa mayoría se impone la voluntad nacionalista. La realidad que hay en Navarra es otra, no hay estudios sociolingüísticos que avalen el paso de 44 municipios a la zona mixta", ha afirmado.

También en contra de los cambios, la portavoz del PPN, Ana Beltrán, ha sostenido que "ésta es una más de las coacciones que este Gobierno trae a nuestra comunidad con respecto al vascuence". "El Gobierno, la presidenta y los grupos que lo apoyan son como la gota china, poco a poco van golpeando con sus pretensiones nacionalistas vascas, hasta pretender impregnar a Navarra con ellas", ha indicado.

Finalmente, el portavoz de Izquierda-Ezkerra, José Miguel Nuin, ha mostrado su "compromiso con una política lingüística que desarrolle e impulse el conocimiento y el uso del euskera en Navarra, que es el compromiso que figura en el acuerdo programático y el que siempre hemos defendido". "Es una ley coherente con el Amejoramiento y con la Carta Europea de Lenguas Regionales y Minoritarias", ha señalado.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies