La plaza de Iturrama Nuevo se llamará Leonor de Trastámara

Actualizado 23/01/2015 13:31:30 CET

El espacio, de más de 6.000 m2 está abierta a Pío XII, a Sancho el Fuerte y a la Vuelta del Castillo en su esquina noreste

   PAMPLONA, 23 Ene. (EUROPA PRESS) -

   La plaza que el Ayuntamiento de Pamplona está construyendo en Iturrama Nuevo recibirá el nombre de Leonor de Trastámara (1360-1415), esposa del rey navarro Carlos III el Noble, de acuerdo a la resolución firmada por el alcalde de Pamplona, Enrique Maya.

   Leonor nació en 1360, probablemente en Aragón, cerca de Zaragoza, fruto del matrimonio entre Enrique II de Trastámara y Juana Manuel, hija del escritor y poeta Juan Manuel. De acuerdo con el informe de la archivera municipal, la vida de Leonor fue un permanente viaje entre Castilla y Navarra, en donde reinó aunque nunca fue acogida.

   A los 15 años, debido a intereses estratégicos, se decidió su boda con Carlos de Evreux, el futuro rey Carlos III el Noble, hijo y heredero del rey de Navarra Carlos II el Malo. Celebrado el matrimonio el 27 de mayo de 1375, siguió viviendo en Castilla junto a su marido.

   En enero de 1387, Leonor de Trastámara se convirtió en reina de Navarra con 26 años y cuatro hijas pero ningún varón que asegurase la sucesión. Recesolosa de su esposo, que tenía con varios hijos bastardos, parece ser que no pudo adaptarse a la vida de la corte de Navarra, más austera y sencilla. Enferma, decidió separarse del monarca en 1388 y regresó a Castilla, en donde permaneció siete años.

   Sin embargo, en 1395 mejoran las relaciones entre el matrimonio y regresa de nuevo a Navarra. En 1403 es coronada en Pamplona y comienza a participar en el gobierno durante las ausencias de su esposo, colaborando en el entendimiento entre el reino de Navarra y la Corona de Castilla. Como mecenas impulsó la reconstrucción de la Catedral de Pamplona, en cuya nave central reposan sus restos mortales.

   En el informe municipal se señala que su biografía se presta a una revisión historiográfica que recupere su nombre. Siempre a la sombra de su esposo, ha pasado con gran discreción en la historia del reino, habiendo sido, por el contrario, una mujer con un gran peso político tanto en la historia de Castilla como en la de Navarra.

   Además de haber desempeñado un importante papel en los acontecimientos ocurridos durante la minoría de edad de Enrique III en Castilla, a lo largo de veinte años fue un elemento clave para el gobierno del Reino de Navarra, como discreta compañera en la que Carlos III pudo confiar y desarrollar el reinado que le valió posteriormente el apelativo de 'el Noble', ha informado el Ayuntamiento en una nota.

UNA PLAZA CON TRES ESPACIOS

   La plaza de más de 6.000 m2 está abierta a Pío XII, a Sancho el Fuerte y a la Vuelta del Castillo en su esquina noreste. A su alrededor se levantan nuevos bloques de viviendas, unos ubicados paralelos a la calle Monasterio de Urdax y otros perpendiculares a la avenida de Sancho el Fuerte, que se unirán a edificaciones ya existentes, como el edificio Roncesvalles, construido en 1977.

   La plaza cuenta con tres zonas principales. Una primera longitudinal paralela a la calle de Monasterio de Urdax y que se extiende entre el acceso de la avenida de Pío XII y el de la Vuelta del Castillo, junto a los edificios de la calle Monasterio de Urdax. Una segunda con forma más rectangular y que queda separada de la anterior por una zona de vegetación salteada con pasos para peatones.

   En esta zona se colocarán los juegos infantiles, una fuente y una pérgola que servirá para dar sombra, ya que es el espacio que tendrá más sol. Aquí también quedarán situadas las salidas de aire del garaje cuyas torres se integrarán en el diseño de la plaza y contarán con bancos a su alrededor.

   Por último, la tercera zona es una plazoleta cercana a la calle Sancho el Fuerte, que cuenta con una amplia salida a esta vía y que también contará con zonas verdes, ha añadido el Consistorio.

   El diseño del suelo se ha realizado con materiales pétreos graníticos en tonos grises claros, que aportaran nueva luminosidad al entorno. Además, se dispondrán elementos de mobiliario urbano en madera, como bancos, que junto a las zonas verdes de distintos tonos y el pavimento de colores de los juegos infantiles crearán un espacio más vivo. Las zonas verdes serán de escasa altura aunque se conformarán con arbustos y no solo con césped.

   Esta plaza se encuadra en el desarrollo de Iturrama Nuevo, que ocupa una superficie de 18.343 m2 y cuya primera fase de las obras está concluida. La segunda fase, que será en la que se concluirá la plaza, está en periodo de licitación.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies