El PSN considera "ridícula y humillante" la postura de Barkos ante "el chantaje de Bildu" con el 'gaztetxe Maravillas'

Publicado 19/08/2018 13:46:51CET

PAMPLONA, 19 Ago. (EUROPA PRESS) -

El PSN ha considerado este domingo que es "un auténtico despropósito el desgobierno de Barkos" y ha señalado que "la presidenta de Navarra ha demostrado su debilidad política tras ceder a las presiones de sus socios de gobierno y solicitar al juzgado la suspensión de desalojo del Palacio de Marqués de Rozalejo".

Según los socialistas, "es humillante y ridícula la postura de Barkos ante el chantaje de Bildu". "Una vez más, la jefa del Ejecutivo prefiere mantener un gobierno inestable y débil, plagado de contradicciones y despropósitos, con el único fin de llegar hasta el final de la legislatura", han indicado en un comunicado.

A su juicio, "es inaceptable y poco ético que Barkos siga sin asumir responsabilidades políticas y permita la situación de los ocupas en el 'gaztetxe Maravillas'". Así, los socialistas se preguntan "cuál es el paradero de la consejera de Interior, María José Beaumont, que por el momento sigue desaparecida y sin personarse en el proceso".

Para el PSN, "el agotamiento de Barkos y su gobierno es una realidad demostrada tras la reocupación ilegal de un edificio propiedad del Gobierno de Navarra". "El gobierno de Barkos está resignado al cuatripartito y demuestra que la nueva fórmula programática está rota", ha opinado.

Según los socialistas, "la pérdida de confianza entre Bildu, Podemos, I-E y Geroa Bai es absoluta". "Este nuevo giro del Ejecutivo de Barkos deja en evidencia su impotencia", han afirmado desde el PSN, que aboga por "conseguir una mayoría progresista y socialista que desde el próximo año establezca nuevas formas de ejecutar las medidas políticas".

Los socialistas han reconocido "el trabajo que han realizado en los últimos días las fuerzas y cuerpos de seguridad, quienes advirtieron de la necesaria vigilancia continua en el palacio de Marqués de Rozalejo para evitar lo que ahora permite el Gobierno de Barkos".