Reformas en el edificio de Salesianas para acoger la nueva unidad de barrio de Txantrea

El Ayuntamiento de Pamplona visita el edificio de Salesianas.
AYUNTAMIENTO DE PAMPLONA
Publicado 21/02/2018 10:35:31CET

PAMPLONA, 21 Feb. (EUROPA PRESS

Los miembros de la Gerencia y de la Comisión de Urbanismo del Ayuntamiento de Pamplona han visitado este miércoles el edificio de Salesianas en la Txantrea. El Consistorio va a invertir un millón de euros en dos obras de adecuación fundamentales para que el antiguo colegio se convierta en una dotación municipal para el barrio. A finales del año pasado, el pleno modificó el presupuesto de 2017 para comprar por 1.046.016 euros dos tercios del edificio.

En cuanto a las obras previstas, se acometerán trabajos de renovación y accesibilidad del salón de actos y de los accesos al edificio para que pueda contar con usos y oferta sociocultural. En la actualidad, el inmueble cuenta con numerosos tramos de escalera, incluso en el exterior, y con rampas que no cumplen la normativa sobre accesibilidad. Adecuar los accesos es una de las acciones prioritarias para que acoja diferentes usos y dotarlo así de vida.

Por otro lado, se llevará a cabo la reforma de la planta baja, donde se abrirán espacios para la atención social a la ciudadanía a través de la Unidad de Barrio. Ambas obras están en fase de adjudicación y se prevé que puedan comenzar en el plazo aproximado de un mes.

Las obras de reforma de la planta baja se licitaron por 447.012,29 euros y tienen un plazo de ejecución una vez que se adjudiquen de tres meses. El proyecto para la nueva Unidad de Barrio de Txantrea contempla el derribo y vaciado del interior del ala izquierda de la planta baja del edificio. Así, se eliminarán las carpinterías exteriores (hojas y persianas) - , tabiquerías y carpinterías interiores, así como falsos techos, y se desmontará la red de calefacción. Una vez realizados estos trabajos, se valorará la posibilidad de mantener el solado de terrazo existente como soporte del pavimento que se colocará.

Desde la zona de entrada y acogida, se plantean despachos a ambos lados del pasillo distribuidor, así como una sala de reuniones junto a una zona de administración. Se sustituirán las carpinterías existentes por carpinterías monobloc en PVC oscilo batientes de 2 hojas, cajón de persiana integrado y lamas en aluminio reforzado.

En cuanto a las instalaciones, se plantea la sustitución de la red de calefacción por una de mejores prestaciones y radiadores de alto rendimiento. Con el fin de minimizar el consumo energético, se ejecutará una red de ventilación con recuperación de calor.

La razón de esta intervención viene dada porque las dimensiones de la actual Unidad de Barrio de la Txantrea se habían quedado limitadas para las necesidades del servicio tras el aumento tanto de la demanda como de trabajadores en la unidad. La reforma que supondrá una mejora para la atención de la ciudadanía que acude a dichas dependencias municipales y una mejora de las condiciones laborales del personal municipal que realiza su labor profesional en el mismo.

UN SALÓN DE ACTOS PARA LA TXANTREA

El proyecto de renovación y accesibilidad del salón de actos de Salesianas salió con un presupuesto de licitación de 545.351,40 euros Entre las obras que se van a ejecutar se distinguen tres actuaciones principales.

La primera es la adecuación del salón de actos existente en el edificio a la normativa vigente, para poder ser utilizado como salón de actos socioculturales, y poder contar también con oferta cultural municipal. La segunda comprende las actuaciones, tanto de urbanización como interiores, que son necesarias para cumplir con la normativa de accesibilidad desde el acceso principal, que se efectuará a través de la calle Cuenca de Pamplona. Además, existe otra entrada accesible desde el interior del patio. Y la tercera obra consistirá en la instalación de un nuevo ascensor, de manera que se permita el acceso al salón de actos desde la entrada principal en la calle Cuenca de Pamplona.

Para resolver la accesibilidad desde la entrada principal se prevén ligeros trabajos de urbanización. Así, se picará el asfalto y después se colocará baldosa hidráulica en prolongación con la existente, de manera que se generará una sutil pendiente del 2% aproximadamente en sentido ascendente hacia la puerta de acceso.

Después, en el vestíbulo de acceso se generarán tres tramos de rampa para salvar la diferencia de alturas existente. La inserción del nuevo ascensor de doble embarque a 180 grados permitirá salvar la diferencia de alturas que existe entre la cota del vestíbulo interior y el vestíbulo previo al salón de actos. De esta manera, además del salón de actos, este ascensor también permitirá solucionar la accesibilidad a todos los locales y estancias de primera del edificio.

El proyecto, además de las adecuaciones de incendios y accesibilidad, mejorará las condiciones acústicas de la sala, cambiando los revestimientos existentes por otros que, además de cumplir la normativa, aportarán confort acústico. La elección de los materiales será lo más respetuosa con el edificio y revestimientos originales. Asimismo, las obras servirán para incorporar dos nuevos camerinos y un pequeño aseo en la zona del escenario, así como para disponer en planta baja de un nuevo aseo de minusválidos. Estas obras cuentan con un plazo de ejecución de cuatro meses.