Salud recomienda una revisión bucal previa a las 800 personas que anualmente inician tratamientos de quimioterapia

Actualizado 20/04/2007 20:09:18 CET

PAMPLONA, 20 Abr. (EUROPA PRESS) -

El departamento de Salud del Gobierno de Navarra, en colaboración con el Colegio de Dentistas, va a impulsar una campaña de salud bucodental para "prevenir o minimizar" los problemas en la boca derivados de la administración de quimioterapia. Está destinada a las 800 personas que anualmente inician estos tratamientos, a los que se recomienda someterse a una revisión bucal inicial - en el Servicio Navarro de Salud o en su dentista habitual-. También se les ofrecerán consejos sencillos que evitan patologías que, en algunos casos, pueden retrasar e incluso obligar a suspender la quimioterapia.

La consejera de Salud, María Kutz, explicó en rueda de prensa que los efectos de quimioterapia en la boca en general "no son graves pero afectan a la calidad de vida", ya que producen dificultades para comer y beber o dolor.

Kutz compareció acompañada por Beatriz Lahoz, presidenta del Colegio de Dentistas; Ruth Vera, jefa del servicio de Oncología del Hospital de Navarra, y Francisco Cardona, jefe de Sección de Salud Bucodental del SNS-O.

En el Servicio de Oncología del Hospital de Navarra se atienden cada año alrededor de 1.100 "primeras" consultas. De éstas, el 80 por ciento - unos 800 pacientes- necesita una tratamiento de quimioterapia dado que en la mitad de los casos se producen efectos secundarios en la boca. "Esto nos refleja la magnitud del problema", destacó Vera, quien explicó que los daños en la boca en ocasiones obligan a retrasar tratamientos e incluso suspenderlos.

La campaña nace a iniciativa del Colegio de Dentistas, derivada de la experiencia profesional de una colegiada y de lo realizado en otros países. La presidenta del Colegio destacó que la prevención es "muy barata" y que los consejos y visita previa para descartar patologías pueden "conseguir que gran parte de las personas que van a iniciar tratamiento no vayan a padecer problemas". Algunas recomendaciones son utilizar cepillos de dientes muy suaves o no enjuagarse con productos que lleven alcohol.

"Hasta ahora, por desconocimiento se hacían cosas que no se debían o nada y aparecía una patología que costaba solucionar", subrayó Lahoz, que calificó este primer paso de "muy importante", ya que resuelve un "vacío" en la atención. Tanto la presidenta como Ruth Vera destacaron el hecho de que profesionales que no trabajan de forma conjunta puedan coordinarse para "planificar tratamientos y la prevención".

Según explicó la presidenta del Colegio, esta iniciativa surgió porque una colegiada, Ana Blasco, tuvo que someterse a un tratamiento de quimioterapia y observó la "cantidad de problemas" que tenían las pacientes en la boca. Comenzó a dar consejos a la gente que tenía a su alrededor y propuso el programa. El colegio acogerá la próxima semana un curso y se ha editado un folleto para informar a odontólogos, dentistas, médicos y pacientes.

VISITA PREVIA

Los problemas más frecuentes que puede provocar la quimioterapia son irritación de la boca y la garganta, boca seca, pequeñas llagas y hemorragias, caries y rigidez de los músculos de la mandíbula, y como consecuencia pueden producir dolor y dificultades de masticación e ingestión de forma más o menos intensa.

"Si no se tratan pueden llegar a situaciones más serias en un porcentaje bajo. Son molestias que no tienen por qué pasarlas y que pueden hacer que el paciente no se alimente bien, provocan alternaciones del sueño", indicó Vera, quien recordó que la quimioterapia reduce las defensas y pueden aparecer infecciones.

Según el diseño de la campaña, el oncólogo informará al paciente sobre la conveniencia de realizar una consulta al dentista antes de comenzar el tratamiento de quimioterapia para que las condiciones de la boca sean las mejores y así prevenir efectos secundarios molestos. También ofrecerá al paciente información y el folleto explicativo que se ha editado con recomendaciones sobre el cuidado de la boca.

El paciente puede acudir, si lo desea, a una visita previa al tratamiento en la Unidad de Salud Bucocental del Servicio Navarro de Salud (teléfono 848. 429 263), advirtiendo que va a recibir tratamiento tan pronto como lo sepa, o en su odontólogo habitual.

Si opta por ir a Salud Bucodental obtendrá cita en breve tiempo si indica que va a recibir quimioterapia a fin de que pueda iniciar el tratamiento con la revisión bucodental realizada.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies