SIPNA reclama el derecho de movilizaciones "pacíficas" y alerta de la "situación desesperada" de la Policía de Pamplona

Publicado 26/03/2017 21:29:11CET

El sindicato ha criticado la "nula disposición del primer edil a escuchar a sus trabajadores"

PAMPLONA, 26 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Sindicato Independiente de Policías de Navarra (SIPNA) ha reclamado el derecho a realizar "movilizaciones pacíficas" y ha alertado de la "situación desesperada que se vive dentro de Policía Municipal de Pamplona y que ha motivado que se hayan comenzado a realizar reuniones silenciosas frente al domicilio" del alcalde de Pamplona, Joseba Asiron.

En un comunicado, el sindicato ha asegurado que, tanto el equipo de gobierno municipal actual como el de la legislatura pasada "han demostrado un absoluto desprecio por los representantes de los trabajadores y han maltratado al cuerpo hasta dejarlo en estado crítico". "Los políticos no han estado a la altura, han destrozado la Policía Municipal de Pamplona", ha reprochado.

"UPN mantuvo a un jefe dictatorial y apoyó sus métodos, que incluían el acoso laboral, la discriminación y las prácticas al margen de la legalidad", ha continuado SIPNA. Por su parte, el sindicato ha afirmado que "EH Bildu, pese a sus promesas electoralistas de cambio, sólo lo hizo en la fachada, manteniendo la estructura de la jefatura anterior; coronando el cúmulo de despropósitos imponiendo un reglamento que mina la carrera profesional de los agentes, blinda determinados puestos y anula la imparcialidad en la provisión de puestos".

"Además de esto, presenta una propuesta de convenio colectivo que supone un insulto y un ataque directo a la Policía Municipal, a su conciliación familiar, pisotea derechos adquiridos, estableciendo requisitos ilegales para mantener la jornada actual y mantiene la precariedad salarial", ha lamentado.

Asimismo, ha criticado que "en recientes casos de graves altercados" como el desalojo de un inmueble ocupado en el Paseo Sarasate o los incidentes en el Casco Viejo el pasado 11 de marzo, el alcalde de Pamplona, Joseba Asiron, "retiró las defensas extensibles de dotación", en el primer caso, y "defendió a los violentos", en el segundo. "Ambos comportamientos suponen una situación de inseguridad jurídica para los policías que agrava la ya de por sí desastrosa situación laboral de los mismos", han recalcado.

Desde el sindicato han criticado la "nula disposición del primer edil a escuchar a sus trabajadores", lo que demuestra, en su opinión, "que la situación no tenía otra salida que la movilización", en referencia al reciente 'escrache' frente al domicilio del primer edil de Pamplona.

Sobre esta protesta, el sindicato ha indicado que sin ella "nadie conocería la situación de Policía Municipal" y ha reprochado que "ninguna personalidad pública de los que han criticado nuestras movilizaciones se ha molestado en analizar la situación que nos ha llevado a ello".

"Para nosotros no es plato de gusto llegar a este punto, ni antes con Enrique Maya ni ahora con Joseba Asiron", ha continuado el sindicato que ha acusado a la esposa del actual alcalde de proferir "graves insultos" a los concentrados.

Por todo ello, SIPNA ha reclamado el "derecho a realizar movilizaciones pacíficas" y ha anunciado que continuará con ellas "mientras los derechos de los policías municipales de Pamplona continúen vulnerándose".

Finalmente, ha exigido al Ayuntamiento de la ciudad que "mantenga los derechos adquiridos de Policía Municipal de Pamplona en el convenio colectivo, mejore su situación y realice el 'cambio' que anunció a bombo y platillo en su campaña electoral y del que todavía no hemos visto ni un ápice". Asimismo, piden a Asiron "que nos reciba para reconducir la situación antes de que las relaciones se deterioren sin solución".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies