El incendio en Ororbia ha quemado 293 hectáreas de rastrojo y pinar

Actualizado 10/08/2016 21:23:18 CET

PAMPLONA, 10 Ago. (EUROPA PRESS) -

El incendio de vegetación en Ororbia ha afectado a una superficie de 293 hectáreas, según las mediciones realizadas desde un helicóptero, en su gran mayoría rastrojos. El fuego ha quemado los setos de los jardines de algunas viviendas y fábricas, sin que haya sido necesario proceder al desalojo de los vecinos.

El incendio ha comenzado sobre las 15.30 al norte del pueblo y se ha propagado con gran rapidez gracias al fuerte viento y a la sequedad de la vegetación, ha informado el Gobierno de Navarra en un comunicado.

La sala de emergencias de SOS Navarra ha movilizado unidades del parque Central (Cordovilla), y de los comarcales de Estella, Tafalla, Peralta y Sangüesa, además de los tres helicópteros del Gobierno de Navarra y del avión con base en el aeropuerto de Noain.

También ha acudido personal del Guarderío Forestal y numerosos vecinos han colaborado en las tareas de extinción aportando tractores y maquinaria agrícola.

Las llamas se han aproximado a las traseras de las viviendas unifamiliares de la calle Zabalgaña, donde han quemado los setos que cierran las parcelas. También han llegado a las verjas de la fábrica Kayaba, cuyo servicio contraincendios ha colaborado con los bomberos para impedir que las instalaciones se viesen afectadas.

El fuego ha penetrado en los viveros de la empresa Villa Miranda, situada al borde la carretera NA-700, que ha quedado cortada al tráfico entre Ororbia e Ibero, así como la NA-7010. Ambas han sido reabiertas sobre las 18.45 horas, cuando el incendio ha sido declarado bajo control.

Según las primeras mediciones, el fuego habría afectado a una superficie de alrededor de 293 hectáreas, casi en su totalidad rastrojo con una pequeña parte de girasol, y 4 de arbolado, principalmente pinares, que se han visto afectados parcialmente.

Los bomberos permanecen en el lugar realizando tareas de remate y refresco de rescoldos humeantes, y un retén continuará realizando labores de vigilancia durante toda la noche.

La Policía Foral ha ordenado el tráfico en la zona e investiga las causas del incendio