UPN critica la "evidente pérdida de calidad" del programa festivo de Sanfermines

Caballero, Maya y García Barberena en la rueda de prensa
EP/UPN
Actualizado 02/06/2017 11:13:47 CET

PAMPLONA, 2 Jun. (EUROPA PRESS) -

El grupo municipal de UPN en el Ayuntamiento de Pamplona ha criticado este viernes la "evidente pérdida de calidad" del programa festivo de los Sanfermines y ha acusado al equipo de gobierno de estar "degradando la fiesta" y "euskaldunizándola".

El portavoz regionalista, Enrique Maya, ha ofrecido una rueda de prensa junto a las concejalas María García Barberena y María Caballero en la que ha asegurado que los próximos Sanfermines van a ser unas fiestas "de la vuelta a las txoznas, de vuelta a las barras de bar en las calles y plazas del Casco Viejo y una vuelta a la financiación a colectivos afines a Bildu y Aranzadi, haciendo competencia desleal a la hostelería".

Además, Maya ha lamentado la "reducción de la calidad de la programación en las fiestas" y, sobre el Libro Blanco de los Sanfermines, ha criticado que "está buscando construir una nueva realidad, una visión unívoca, única de lo que es la cultura, la tradición y el folclore de Pamplona y Navarra".

En su opinión, existe "una absoluta orientación hacia el folclore exclusivamente vasco". "Todos sabemos la componente vasca de nuestra cultura en Navarra y todos la queremos, la apoyamos y la fomentamos, pero no es la única, hay muchas más cosas en la cultura navarra que están siendo excluidas por este cuatripartito municipal", ha sostenido.

Para el portavoz de UPN, "si algo caracteriza a nuestros Sanfermines y a nuestra cultura en general es la diversidad, la riqueza de esa diversidad, y lo que se está intentando hacer es que no se visualice y que parezca que Pamplona sólo y exclusivamente tiene una cultura vasca".

Igualmente, ha criticado "la exclusión total y absoluta del mundo del toro" y ha reivindicado que las fiestas de San Fermín "no tendrían sentido sin el toro, el encierro, el encierrillo o las corridas de toros".

ESCENARIOS Y REDUCCIÓN DE CONCIERTOS

Por su parte, la concejala María García Barberena ha censurado que este año el equipo de gobierno "haya eliminado el escenario de Antoniutti y reducido a la mitad los conciertos de la Plaza de los Fueros, que se había convertido en el punto neurálgico de la música" en las fiestas. Y ha criticado que "el ahorro que ha podido producirse con estos recortes no se haya invertido en un aumento de la calidad de las propuestas".

Sobre el escenario de Antoniutti, ha puesto en valor que en 2015 alcanzó los 53.600 espectadores, cifras que constatan que "era un espacio que funcionaba y respondía a la demanda de un sector de la ciudad". Sin embargo, ha reprochado a EH Bildu que en 2016 "decidiera cambiar su programación, con lo que las cifras de público se derrumbaron" y que este año "se haya eliminado este escenario, mientras se regala a colectivos afines la posibilidad de instalar otro a escasos metros junto a las barras de Herri Sanferminak, antigua Gora Iruñea".

Según ha expuesto, "algo similar ocurre en el escenario de la plaza de los Fueros que en el año 2014 llegó a atraer a más de 124.000 personas y que, sin embargo, ve recortada su programación". "Se pasa de ocho a cuatro conciertos sin una sola razón lógica", ha apuntado la edil de UPN.

A su juicio, "con todas estas medidas Asiron está torpedeando de forma consciente los escenarios tradicionales de la fiesta, mientras regala espacios con decenas de metros de barra a colectivos afines como Herri Sanferminak o Pamplona Orain".

"LUGARES DE EXCLUSIÓN"

En este mismo sentido, María Caballero ha considerado que "la voluntad de Bildu es obvia, recortar las opciones festivas en Sanfermines, reduciendo la competencia a las txoznas y obligando a la gente a acudir y gastar su dinero en las barras de sus colectivos". Y ha criticado que el Ayuntamiento "ha cedido absolutamente a las pretensiones de Herri Sanferminak y Pamplona Orain, que obtendrán la gestión de los espacios en la plaza de Recoletas y, este año, también en Antoniutti y plaza de la O".

Para la concejal de UPN, "con la excusa de unos Sanfermines populares están levantando unas fiestas particulares, con toda clase de ventajas para que sus amigos hagan caja" y ha considerado que estos espacios son lugares "radicalizados" en los que "no cabe todo el mundo".

Por otro lado, Caballero ha opinado que "el fracaso absoluto de la elección popular del encargado de lanzar el chupinazo debería llevar al Ayuntamiento a una reflexión sobre el proceso iniciado el año pasado", teniendo en cuenta que "de una mesa con 60 colectivos, únicamente se presentaron cuatro propuestas y algunas sin relación alguna con las fiestas y escasa trayectoria".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies