Los bares y restaurantes de fumadores están 10 veces más contaminados que los'libres de humo'

Actualizado 26/06/2007 20:03:17 CET

- Los profesionales sanitarios han pedido al Gobierno que se comprometan a ampliar la Ley del Tabaco a todos los lugares públicos

MADRID, 26 Jun. (OTR/PRESS) -

Los bares y restaurantes en los que se permite el consumo de tabaco contienen 10 veces más contaminación que aquellos que están 'libres de humo' e incluso que la calle, según se desprende del estudio presentado hoy y realizado por el Comité Nacional para la Prevención del Tabaquismo (CNPT) para analizar la contaminación en la hostelería. Ante estos resultados, los profesionales sanitarios han pedido al Gobierno que se comprometan a ampliar la Ley del Tabaco a todos los lugares públicos.

Dicho estudio analizó y cuantificó las partículas finas respirables en el ambiente de 50 locales de hostelería (bares y restaurantes) de Zaragoza, ya que su presencia en altas concentraciones se asocia a enfermedades respiratorias, cáncer de pulmón y enfermedades cardiovasculares. En este sentido, en los locales de menos de 100 metros, donde está permitido fumar existe una media de contaminación de 494 microgramos por metro cúbico, mientras que en los restaurantes 'libres de humos' la media es de 48 microgramos. Además, también se analizó el nivel de contaminación existente en la calle, con una media de 59 microgramos por metro cúbico, de modo que supone casi 10 veces menos que en los locales de humo.

De igual modo, también se midió la contaminación en aquellos locales de más de 100 metros en los que no se cumple con la normativa actual y los espacios para fumadores no están debidamente delimitados, comprobándose que estos son "con diferencia, los más contaminados", según explicó el miembro de la junta directiva de la CNPT, Rodrigo Córdoba.

Así, estos bares y restaurantes cuentan con una media de 843 microgramos por metro cúbico de partículas finas concentradas, en comparación con los 172 que muestran los locales de más de 100 metros en los que no está permitido fumar. Además, el hecho de que se cumplan o no las normas de separación entre fumadores y no fumadores es "muy importante", ya que aquellos locales que si lo hacen tienen una contaminación media de 261, "casi cuatro veces menos que los que no cumplen con la Ley".

En virtud de estos datos, la presidenta del CNPT, María Ángeles Planchuelo, destacó que el principal agente contaminante de los locales públicos es el humo de tabaco y que la única forma de evitarlo es no fumando en su interior. Sin embargo, a su juicio se está favoreciendo que no haya zonas completamente libres de humo, de ahí que pidiera un mayor compromiso a los políticos ante lo que considera "un problema de salud pública, no de tolerancia o no", aseveró.

AMPLIAR LAS RESTRICCIONES

Antes estas cifras, los profesionales sanitarios y asociaciones de consumidores que forman parte de este organismo han pedido a todos los grupos políticos que se comprometan a ampliar la extensión de la Ley del Tabaco a todos los lugares públicos, al tiempo que advirtieron de que, un año y medio desde su entrada en vigor, existen determinados aspectos que del texto que no se están cumpliendo en el citado sector hostelero.

Además, insisten en que la Ley no se está cumpliendo, algo que la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) atribuye a que las administraciones están "haciendo la vista gorda" con el sector hostelero a la hora de comprobar si la norma se está llevando a cabo correctamente o no. EL portavoz de la OCU, Antonio Joya, destacó que algunas comunidades autónomas han desarrollado la Ley de forma "involucionista" de modo que no se beneficia la libertad sin humo.

De este modo, recordó que un 22% de los establecimientos no señalizan de forma adecuada si en el interior se puede fumar o no, mientras que, en aquellos locales de más de 100 metros en los que existe un espacio acotado para fumadores, el 85 por ciento tienen una zona superior al 30 por ciento del total del local (máximo permitido por la Ley) y el 37 por ciento no tienen una separación física completa y denunció irregularidades en la utilización de las máquinas expendedoras o en la separación de las zonas para fumadores en algunos aeropuertos, como la T-4 de Barajas (Madrid).

 

OTR Press

Esther Esteban

Cuerpo a tierra en el PP

por Esther Esteban

Pedro Calvo Hernando

Alberto la lía y Pedro se consolida

por Pedro Calvo Hernando

Fermín Bocos

La orfandad del PP

por Fermín Bocos