Vértigo en el PSOE

 

Vértigo en el PSOE

Publicado 09/05/2017 8:00:26CET

MADRID, 9 May. (OTR/PRESS) -

A medida que se acerca el día -el domingo 21 de mayo- en que los militantes socialistas tendrán que elegir mediante votación secreta a la persona que pilotará el partido desde la secretaría general, crece el temor a que tal y como están las cosas, esa elección no sirva para resolver la grave fractura que sufre el PSOE desde hace meses, incluso años. El número de avales recogidos por los dos candidatos -Susana Díaz y Pedro Sánchez- 1que tienen posibilidades reales de ganar en las primarias y la escasa diferencia en los mismos a favor de la lideresa andaluza, pone de manifiesto, de manera rotunda, esa división que asola al partido fundado por Pablo Iglesias, el verdadero, no confundir con el líder de Podemos. Gane Díaz o gane Sánchez, lo lógico es que el margen de esa victoria sea muy pequeño, y que eso lleve a la parte perdedora, no a cuestionar los resultados, sino a enrocarse en una postura de oposición interna, que haga más o menos la vida imposible a quien se haya hecho con la secretaría general. Es muy difícil pensar que con las inquinas personales que se han ido acumulando en estos últimos meses y que tuvo como punto álgido el bochornoso Comité Federal del pasado uno de octubre, el 22 de mayo, el candidato o candidata perdedor haga "tabla rasa" de todo lo que se ha dicho y de lo que ha pasado y que apoye sin más a quien resulte vencedor. Quien tienen que estar frotándose las manos, en términos partidistas, por este panorama que afecta al PSOE son Podemos y el PP. En el primer caso, porque mientras los socialistas estén débiles y no sean capaces de recuperarse, las posibilidades de ser la principal referencia de la izquierda aumentan exponencialmente para los de Pablo Iglesias. En cuanto al PP, porque de sobra saben que mientras que exista el temor a Podemos, a que este partido pudiera llegar al poder, funcionará el voto del "miedo", el voto útil al partido de Rajoy por mucho que los casos de corrupción salpiquen a este partido. Pero en términos no estrictamente partidistas, la situación actual y el futuro que se atisba en el PSOE es enormemente preocupante, mucho más cuando se mira por ejemplo a Francia, donde los socialistas cosecharon un ridículo 6% de votos en la primera vuelta de las elecciones presidenciales que han llevado a Emmanuel Macron a la Presidencia de la República. El PSOE ha sido un partido que ha gobernado España, con sus aciertos y sus errores, durante veintiún años de los cuarenta transcurridos desde el inicio de la transición política. Y aunque nadie sea imprescindible, sí parece conveniente que ese proyecto socialdemócrata que encarnó Felipe González volviera a recuperar su espacio y su sitio de relevancia en el tablero político. La gran duda es que ese camino se empiece a recorrer el 22 de mayo.

OTR Press

Francisco Muro de Iscar

Los políticos no vienen de Marte

por Francisco Muro de Iscar

Isaías Lafuente

No es Unión para premios

por Isaías Lafuente

Victoria Lafora

La ley del silencio

por Victoria Lafora

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies