Esperando a Pedro

 

Esperando a Pedro

Publicado 26/05/2017 8:00:30CET

MADRID, 26 May. (OTR/PRESS) -

Tras su contundente triunfo en las primarias socialistas, todos están a la espera de Pedro Sánchez. Lo está la izquierda multicolor, sabedora toda ella que sin el PSOE ningún paso destinado a expulsar a Rajoy de La Moncloa tendría el más mínimo éxito. Aún así, está por ver que si el PSOE se lanzara a ella el saldo sería exitoso.

Prueba de la espera es la petición de Compromís para que Pablo Iglesias reflexione y retire la moción de censura que, en teoría, se debe debatir el martes, día 13. Cree Baldoví que es necesario esperar al PSOE y testar cual va a ser su estrategia de Oposición. A tenor del discurso que le ha permitido ganar las primarias Pedro Sánchez está impelido a la máxima dureza contra el Gobierno de Rajoy "pero los tiempos los decidimos nosotros". Y es que, de momento, el nuevo PSOE no ha descartado presentar su propia moción de censura pero sí rechazar la de Pablo Iglesias.

Esperan a Pedro Sánchez, los suyos propios. Saben que el PSOE que han conocido ya no va a volver. Será otra cosa, otra forma de entender el propio partido y, desde luego, su estrategia. Y puestos a esperar, espera el grupo parlamentario en donde están contenidas, pero vivas, las discrepancias, los agravios, las memorias más recientes. En principio, estará al frente del mismo, el valenciano Abalos que ha barrido a Ximo Puig que ha asumido esta responsabilidad de manera provisional. Ya se sabe que en España, en general, lo provisional se suele convertir en definitivo.

Rajoy se ha vestido de Rajoy y dice que nada ha cambiado, que si con el PSOE se puede llegar a acuerdos, se llegará y si no... pues nada. Pero tanto Rajoy, como el PP, como todos los grupos de izquierda creen que si Pedro Sánchez es coherente con su discurso -protagonismo a las bases y dimisión de Rajoy- la legislatura, necesariamente, va a tomar un rumbo bien distinto al conocido. Desde el equipo de Sánchez se asegura que no pretenden "romper la legislatura", pero sin dar batalla, desgastar hasta la extenuación al Ejecutivo y, por supuesto, realizar los esfuerzos necesarios para que se visualice con claridad que es el PSOE el partido que lidera la izquierda. Una cosa es que el discurso de Sánchez se acerque más a las posiciones de Pablo Iglesias que el de Susana Díaz y otra bien distinta es que se vaya a permitir a Pablo Iglesias aparecer como el personaje capaz de "torearnos".

La moción de censura de Pablo Iglesias se decidió en un pequeño círculo de "notables" y aunque se le hinche el pecho hablando de moción "ciudadana", esa moción no existe en el reglamento parlamentario. Cuando se escriben estas líneas, Iglesias no ha respondido a la petición más que razonable de Compromís, pero casi , casi da igual. En términos políticos, si la retira supondría para el líder de Podemos un gesto de humildad que cuesta imaginar, una derrota por adelantado. Si mantiene su iniciativa y se apela a la ciudadanía que es lo que les gusta, se da por seguro que la inmensa mayoría de españoles si algo no quieren es ver a Iglesias en La Moncloa. Desde su propio grupo parlamentario hay más de una voz que cree que Iglesias se ha lanzado demasiado pronto. La moción de censura -dicen- debería haber sido el colofón de una estrategia clara de oposición, de desgaste y como traca final, la moción. Iglesias ha querido empezar la casa por el tejado y esa noche y la anterior Rajoy dormirá a pierna suelta.

PD: El Presidente del Gobierno ha sido rápido en su respuesta a la carta de Puigdemont: de referéndum, nada de nada. Sin sorpresa para nadie y sobre todo para Puigdemont que conocía la respuesta de antemano.

OTR Press

Pedro Calvo Hernando

Lo que diga el Parlamento

por Pedro Calvo Hernando

Victoria Lafora

Burricie nacionalista

por Victoria Lafora

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies