La hora de la democracia

Actualizado 02/07/2009 14:01:02 CET

MADRID, 2 Jul. (OTR/PRESS) -

Son buenos días para los demócratas y para la democracia de este país y días oscuros para los etarras y sus compinches, que han recibido un varapalo histórico de la mano del Tribunal Europeo de Derechos Humanos de Estrasburgo. Los siete magistrados del mismo han fallado por unanimidad que la decisión de ilegalizar Batasuna en el 2004 era una necesidad imperiosa y plenamente justificada para "mantener la seguridad pública, la defensa del orden y la protección de los derechos y libertades".

La sentencia desmonta todos y cada uno de los argumentos de los abogados de Batasuna. En un demoledor fallo de 39 folios donde se concluye, como no podía ser de otra manera, que un Estado de Derecho no puede permanecer indefenso ante las amenazas de una banda que asesina y siembra el terror entre la población. Lo que dice es que nadie que apoye la violencia tiene espacio en la democracia y desde luego deja noqueados internacionalmente a los terroristas y a quienes les apoyan.

La jugada de recurrir a Estrasburgo, que ellos pensaron que seria una especie de cheque en blanco para sus tropelías y dibujaría a España como un país donde se ilegalizan ideas, les ha salido mal, muy mal, porque Europa les ha dicho exactamente lo contrario: que Batasuna es un apéndice de ETA, que su ilegalización es proporcional y ajustada a las leyes, que no viola la Convención de Derechos Humanos y que era necesaria para proteger al estado frente a una organización terrorista.

Así pues se reivindica la ley de partidos y el pacto antiterrorista suscrito entonces por el PP que estaba en el Gobierno y el PSOE de la oposición. Han fracasado todos aquellos profetas, incluido el PNV, que en su día dijeron que ambas iniciativas eran un retroceso de nuestros derechos democráticos y sobre todo no volveremos a ver con la complacencia de algunos que ETA se sienta en las instituciones que desprecia. Ahora queda que ANV tampoco esté presente en las instituciones y la nueva marca de los proetarras, Iniciativa Internacionalista, desaparezca.

OTR Press

Francisco Muro de Iscar

Una gran nación

por Francisco Muro de Iscar

Victoria Lafora

Raca, raca...

por Victoria Lafora

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies