El TC contra el TC...catalán.

Actualizado 25/11/2009 13:00:58 CET

MADRID, 25 Nov. (OTR/PRESS) -

Decir a estas alturas de la película que el Tribunal Constitucional se ha convertido en una institución desprestigiada, desacreditada, extremadamente politizada que ha dejado su buen nombre en el camino a cuenta del Estatut de Cataluña, no es una opinión sino una constatación. Hace año y pico un grupo de periodistas tuvimos un almuerzo de trabajo con la presidenta Emilia Casas, preocupada en ese momento por la mala prensa de la institución que presidía. Nos habló de la importancia de que la sentencia del estatut fuera por unanimidad, para evitar precisamente las reticencias que mostramos la mayoría de los presentes ante la excesiva politización del asunto. Hablamos de la renovación del alto tribunal, de la necesidad de que los cargos que habían cumplido su mandato fueran sustituidos de forma inminente, incluso -ante la insistencia- se atrevió a pronosticar que en seis meses mas o menos el asunto quedaría zanjado. En un momento dado de la conversación una colega le planteó, abiertamente, la posibilidad de que en Cataluña, se siguiera desarrollando el estatut como si este no estuviera recurrido y, llegado el caso, que se creara un alto tribunal catalán que se arrojara la ultima palabra en los recursos sobre los conflictos de competencia que pueda plantearse ante el Constitucional. En esos momentos era solo una hipótesis y como tal se planteó, pero la señora Casas sin pronunciarse explícitamente hizo un gesto de exageración en el planteamiento y desaprobación en el contenido.

Casi dos años después ayer en las portadas de los periódicos vimos al presidente de la Generalitat José Montilla dirigiéndose a los miembros del Consell de Garanties Estatutaries de Cataluña, es decir el Constitucional Catalán, con todo el rito y el boato de los grandes acontecimientos " Hoy se demuestra que pese a los obstáculos y el pesimismo el estatut está vivo, plenamente constitucional y plenamente vigente" dijo Montilla en el acto de toma de posesión de los miembros del Consell ¡ toma ya ¡ que vaya tomando nota el alto tribunal porque si no se dan prisa su trabajo será innecesario, porque le habrán comido la merienda y no habrá efectos retroactivos que valgan.

Quien lo tiene claro es el gobierno catalán que desafiará al estado cuantas veces haga falta sea creando una ley de educación catalana, sea con su propio tribunal constitucional y con todo lo que haga falta. Con este nuevo paso Cataluña se vuelve a independizar de las instituciones del Estado y sus políticos nos lazan el mensaje de que seguirán desarrollando el estatut mientras en Madrid se sigue deshojando la margarita de la sentencia. ¿Que pasaría si finalmente se declararan no constitucionales algunas de la leyes o las instituciones que ya se han creado. Pues eso.. que el conflicto estará servido y ya no valdrán lamentos que valgan. A cuenta del retraso podremos ver a dos TC enfrentados: el del estado español y el de ¿la nación catalana?. ¡ Kafkiano ¡.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies