Líderes innovadores

Actualizado 25/01/2012 13:00:22 CET

MADRID, 25 Ene. (OTR/PRESS) -

Este Gobierno va más despacio de lo que prometía, pero todavía podemos pensar con generosidad que más vale que piense lo que va a hacer, que no improvise, como ha sucedido tantas veces. Ni improvisar ni cometer errores en la comunicación, que de esos ya nos ha castigado con unos cuantos. Hay que saber lo que se va a hacer, hay que explicarlo y hay que ejecutarlo. Por ese orden. Lo de improvisar tiene su gracia, porque después de un año sabiendo que iban a gobernar sí o sí, podían haber venido con la lección estudiada y aprendida, pero no lo han hecho.

Y luego, fijar prioridades. En tiempos de crisis y con el paro que tenemos, lo primero es el empleo. Pero cuando se nos dice que estamos en 5,4 millones de parados y nos avisan que a final de año podemos llegar a los seis millones, alguien debería pensar qué hacer para que en 2013 o en 2014 no estemos por encima de esa cifra. La tentación de los que mandan es recortar de todas partes y ya está, pero eso no garantiza el éxito ni la supervivencia. Según las prioridades que se fijen, una empresa, un país tendrán futuro o sólo pasado. Hasta en el fútbol sucede eso. Hay dos modelos: el Barcelona o el Arsenal, por no hablar sólo de España, optan por la cantera, por descubrir nuevos talentos, por el estilo propio, por la inteligencia. El Real Madrid o el Manchester City, por gastarse una pasta gansa, por entrenadores mediáticos, por marketing. Los resultados son los que son y hablan de un proyecto, o de una aventura.

En política sucede lo mismo. Ellis Rubinstein, ex director de Science y presidente de la Academia de Ciencias de Nueva York dice que "nos gobiernan líderes estúpidos en todas las naciones, incapaces de manejar sus propios asuntos", pero señala que hay alcaldes muy valiosos que han puesto en práctica soluciones muy creativas trabajando conjuntamente con los innovadores. En dos poblaciones catalanas, Tarrasa y Reus, y pronto en muchas más, los Ayuntamientos de acuerdo con el Colegio de Abogados de la ciudad han puesto en marcha oficinas contra los desahucios para que un equipo de abogados realice los trámites necesarios con los bancos para evitar el proceso de ejecución y reducir el número de familias afectadas. Seguro que hay muchas fórmulas para crear empleo, para reducir los gastos, para optimizar lo que tenemos que no pasan necesariamente por recortar de donde más duele: la educación, la sanidad, la justicia para los más desfavorecidos.

Nuestro problema es el empleo, pero este sólo llegará si tenemos una educación de calidad -no la de ahora- innovación, investigación, más patentes, una justicia que pueda ofrecer seguridad a los inversores, un nuevo modelo productivo, sectores prioritarios por los que apostar, buenos investigadores, médicos, ingenieros. Si recortamos de donde es fácil, a piñón fijo, si no hay políticos rompedores, tendremos que vivir del sol y de la playa. Hasta que haya otro sol y otras playas más baratos. francisco.muro@planalfa.es

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies