La designación de los magistrados del TC.

Actualizado 28/12/2010 13:00:36 CET

MADRID, 28 Dic. (OTR/PRESS) -

Después de que se haya divulgado la protesta formal del propio Tribunal Constitucional porque los partidos parlamentarios -PSOE y PP- no hacen los correspondientes deberes y no presentan las candidaturas para la sustitución de los magistrados "caducados", se cree que esos dos partidos hegemónicos tienen una última oportunidad... PSOE y PP, señala una información de El País de este lunes, disponen, esta semana, de la última oportunidad para pactar el nombramiento de los cuatro magistrados que corresponde designar al Congreso para concluir la renovación del Tribunal Constitucional o, de lo contrario, la designación tendrá que retrasarse, en principio, hasta el mes de febrero. De alcanzarse un acuerdo, -lo que parece difícil, dado que el PP no renuncia a su candidato, al magistrado de la Audiencia Nacional Enrique López, que no cumple los requisitos para acceder al cargo-, los partidos tratarían de convocar un pleno extraordinario en enero para proclamar oficialmente a los nuevos magistrados. Un pleno cuya convocatoria tampoco se presenta fácil, ya que muchos diputados se encontrarán fuera de Madrid durante las vacaciones parlamentarias, y para los nombramientos se requiere que estén presentes los tres quintos de los diputados. De no alcanzarse el acuerdo esta semana, las fuentes parlamentarias consultadas apuntaron a que, previsiblemente, se mandarán al BOE los nombramientos de los magistrados designados por el Senado, Luis Ignacio Ortega y Adela Asúa, propuestos por el PSOE, y Francisco Hernando y Francisco Pérez de los Cobos, a instancias del PP, que fueron aprobados el pasado 1 de diciembre. Desde entonces se ha estado intentando la renovación de los ocho magistrados que ya han llegado al límite de su mandato, y se ha retenido el envío de los nombramientos al BOE en un intento de proceder a una renovación conjunta para elegir en una sola votación al nuevo presidente de la institución. Pero, tras las críticas por ese retraso, parece descartado mantener congelado otro mes la toma de posesión de los magistrados del Senado. En ese supuesto, la nueva correlación de fuerzas sería de siete magistrados progresistas frente a cuatro conservadores.

El Pleno del Constitucional remitió esta semana un duro escrito al Congreso reprochando a los grupos parlamentarios "incumplir" la Constitución, y exigió que se cumplan los plazos que la norma fundamental establece "imperativamente". Con todo, ni siquiera esta áspera requisitoria tiene todas las posibilidades de tener éxito, dada la resistencia del PP a prescindir del candidato Enrique López, que sigue contando con el apoyo del jefe jurídico del PP Federico Trillo pese a no cumplir los requisitos que exigen las normas para ser designado miembro del TC. El PP entorpece, por consiguiente, la designación, y ante ello, nada puede hacer el PSOE, que tampoco quiere ceder en ese nombre, que se ha caracterizado por su crítica permanente a las decisiones y opiniones de los dirigentes socialistas.

JOSÉ CAVERO

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies