El zulo de Amorebieta

Actualizado 28/12/2006 1:00:29 CET

MADRID, 28 Dic. (OTR/PRESS) -

El hallazgo de un zulo cargado con medio centenar de material explosivo en un lugar de Amorebieta, que según los expertos era de reciente construcción o de utilización nada lejana, ha suscitado una abultada controversia, sobre todo por razón de las declaraciones del director general de la Guardia Civil y de la Policía, Joan Mesquida, que señaló su impresión de que la banda terrorista, no tiene, pese al zulo, real voluntad de volver a la lucha armada. El mismísimo secretario general del PP, Ángel Acebes, ha considerado poco menos que imbécil al director general por proponerse, con esas interpretaciones, engañar a los españoles y tomarlos por tarados mentales. Es evidente para Acebes que si la policía halla un zulo de reciente construcción y con armamento disponible para ser utilizado, es que ese material será utilizado en fecha próxima, y no se dispone para dar que hablar o para distraer la atención sobre otras cosas...

Varios analistas, asimismo, han puesto "a escurrir" al director general por causa de esa "frivolidad" o interpretación peregrina. En el fondo, lo que se discute no es si Mesquida ha querido engañar o no a la opinión pública, sino la banda ETA está disponiéndose, o ya dispuesta, para regresar a los tiempos anteriores a la tregua, cuando procedía a hacer estallar artefactos explosivos en cualquier lugar, previa advertencia o sin ella. Pues bien, el zulo de Amorebieta sigue originando controversia de altos tonos entre el partido gobernante y el partido opositor, que no se ponen de acuerdo en nada que tenga la menor relación con la tregua etarra o sus imaginadas o reales intenciones de no volver a emplear la violencia como procedimiento para imponer sus tesis. El Gobierno insiste en que el hallazgo de ese zulo no tiene por qué significar que ETA esté dispuesta a reanudar sus ataques. Cabe suponer que el gobierno dispone de informaciones complementarias que le permiten llegar a esa suposición favorable para la ciudadanía, y que se niega a aceptar como un planteamiento falso el partido de Rajoy y Acebes. Ya se sabe, ambos han sido ministros del Interior, y también se supone que disponen de sus propias fuentes y conocimientos para deducir lo que es correcto o lo que es imaginario...

Pues bien: si ETA está o no está decidida a reanudar sus ataques con materiales explosivos, y si ha vuelto a reactivar sus comandos, parece que será algo de lo que nos enteraremos por los comunicados previos de la banda, y no por las interpretaciones que nos den Mesquida y Acebes, tan contrarias e incompatibles entre sí. En fuentes del gobierno se insiste en el hecho de que el zulo estaba precisamente tan fácil de localizar para demostrar la real capacidad de fuego de la banda, pero no su propósito y decisión de recurrir a la práctica de las bombas... Desde luego, en ningún momento puede ser un elemento tranquilizador que profesionales de los explosivos anden escondiendo docenas de kilos de amonal o goma dos en parques públicos más o menos localizables. Es deseable que a los explosivos les faltara la mecha definitiva de la voluntad de hacerlos estallar...

José Cavero.

OTR Press

Fermín Bocos

La foto borrada

por Fermín Bocos

Pedro Calvo Hernando

Barcelona: culpa de todos

por Pedro Calvo Hernando

Fernando Jáuregui

Ella

por Fernando Jáuregui

Julia Navarro

Sin futuro

por Julia Navarro

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies