Escaño Cero: "Sin esperanza"

Actualizado 18/09/2008 2:00:31 CET

MADRID, 18 Sep. (OTR/PRESS) -

Esperanza Aguirre ha anunciado que va a privatizar el agua en Madrid. Sí, lo ha anunciado y no ha pasado nada, los madrielños parece que han acogido la noticia no se si con indiferencia o sencillamente no se han dado por enterados, o simplemente militan en la desesperanza, es decir creen que es inútil siquiera quejarse. A mi la noticia me parece gravísima porque si hay algo que jamás debe de estar en manos privadas es el agua. Pero doña Esperanza es una liberal pura y dura y no se anda con chiquitas atreviéndose a hacer lo que ni siquiera Aznar hizo cuando fue presidente de Gobierno.

La presidenta de Madrid es una política que puede ser alternativa de Mariano Rajoy, lo mismo que otros dirigentes del PP, y en el caso de ella la ventaja es que ya sabemos como gobienro y como se las gasta. No seré yo quién niegue que Madrid ha pegado un "estirón" extraordinario y que hasta ahora ha sido una Comunidad prospera, pero al mismo tiempo doña Esperanza ha ido privatizando todos los servicios públicos.La sanidad madrileña está practicamente en manos privadas, y los colegios concertados son el ojito dereho de doña Esperanza. A poco que puede privatiza lo público alegando que lo importante es que los servicios funciones independientemente de quién los gestione.

Viendola gobernar Madrid la imagino gobernando España y que quieren, me asusta. Sí, me asusta su fé absoluta en el liberalismo económico, y creo sinceramente que doña Esperanza deja a Margaret Tatcher a su izquierda. Y es que una cosa es que el mercado funcione y otra acabar con el sector público que es garantía de igualdad de todos los ciudadanos. Esas fundaciones puestas en marcha por el PP allí donde gobierna para que manos privadas gestionen la sanidad, debería de alertarnos y preocuparnos a los ciudadanos. Porque si la sanidad la convierten exclusivamente en un negocio llegará el día que los gestores de esa sanidad decidirán en función de sus intereses económicos y no en función del bien común. Así llegaremos al sistema británico, donde a un fumador no se le opera del pulmón porque no es rentable, o a un chiquillo que tiene leucemia se le descarta de antemano para hacerle un transplante si las posibilidades de éxito no están garantizadas.

La sanidad es un gran negocio donde las multinacionales de salud aún no habian hincado del diente en Europa, pero que poco a poco se lo van hincando, y aquí en España es con la ayuda inestimable del PP. A mi me ha producido autentico escándalo escuchar a doña Esperanza anunciar la privatización del agua y sobre todo me escandaliza que no pase nada.

Julia Navarro.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies