Guerra del photoshop y apuesta por lo natural.

 

Guerra del photoshop y apuesta por lo natural.

Publicado 16/01/2015 12:00:06CET

MADRID, 16 Ene. (OTR/PRESS) -

Que una modelo de la talla y popularidad de Kate Moss salga con la cara lavada en una revista de tanto prestigio como es Vogue demuestra hasta que punto las mujeres empiezan a estar hasta el moño de verse como momias en algunas publicaciones.

Kate no es la única ni será la última que proteste por la excesiva utilización que se hace del photoshop, tanto en España como en Estados Unidos, hasta el punto de que algunas apenas si se reconocen de tanto como les han planchado la piel, lo que no deja de ser una discriminación respecto a los hombres, a los que apenas si se les da un pequeño retoque con el fin de que no se les note la papada o los párpados caídos.

Alguien podrá pensar que esta practica solo se utiliza con mujeres maduras, no es verdad. Se utiliza con casi todas las que por una u otra razón aparecen en determinados medios de comunicación, casi siempre revistas de moda o de las denominadas de y para mujeres. De ahí que la protesta de Kate se haya hecho en una de las más prestigiosas, con el consiguiente revuelo entre quienes se sienten victimas de un fenómeno cada vez más extendido. Por una parte entre quiénes se sienten utilizadas y por otra entre quienes se consideran victimas colaterales de una moda en auge, como son los fotógrafos, a quiénes les gusta que se les valore por lo que ellos hacen y no se les critique por lo que les exigen en las publicaciones para las que trabajan.

Llevo años reivindicando el derecho a decir la edad que tengo, con gran enfado de algunas de mis amigas. Lo hago como una forma de protesta ante quienes la ocultan como si cumplir años fuera un crimen que nos estigmatiza ante la sociedad. Cuando yo creo que debería ser todo lo contrario, puesto que además lo único que consigues cuando camuflas los años es que alguien tire de wikipedia y te deje en el mayor de los ridículos. La edad, tan castigada cuando se trata de mujeres famosas, debería ser motivo de orgullo, fuente de alegría por haber tenido la oportunidad de vivir tantos acontecimientos importantes, tantos cambios sociales y políticos, algunos de los cuales con gran repercusión en la vida de las mujeres.

Envejecer no es malo, siempre y cuando te acompañe la buena salud, y no vivas pendiente del calendario. Es más yo diría que los años, si los sabes llevar, son una fuente de sabiduría que deberían aprovechar los gobiernos para gestionar asuntos de gran calado, como puede ser la investigación, la enseñanza, de apoyo a la judicatura, y de asesoramiento a quiénes empiezan a levantar el vuelo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies