¡¡Basta ya!!

 
Logotipo de OTRPress

Firmas

¡¡Basta ya!!

Publicado 26/02/2017 8:00:12CET

MADRID, (OTR/PRESS)

Este arranque de 2017 no ha podido ser más trágico: quince mujeres, más tres que se están investigando, han sido asesinadas por sus parejas. De forma vil, cruel, canalla. Una ha sido arrojada al vacío desde una ventana de su vivienda, otra acuchillada, otra aplastada por los escombros de una explosión intencionada...

¿Qué sociedad enferma puede convivir con esta realidad? ¿Cómo podemos conformarnos con una Ley de Violencia de Género que no protege a las víctimas? Mientras estos crímenes atroces se producían, con las consiguientes y sabidas muestras de condolencia de las autoridades locales que se reunían para el minuto de silencio en la puerta de sus Ayuntamientos, los partidos políticos, los que deben cambiar la legislación, andaban ensimismados en sus congresos.

El cinco de febrero, celebrando Ciudadanos su IV Asamblea, donde actualizaron liderazgos, estatutos e ideología, una mujer en silla de ruedas fue asesinada por su pareja a puñaladas delante de su hija de cinco años en Mora, Toledo.

Al siguiente fin de semana fueron el PP y Podemos los protagonistas de los telediarios. En el primer caso, Mariano Rajoy paseo su liderazgo por el escenario, sin debates ni polémicas. Los suyos, los mismos, siguieron en sus puestos. En Podemos Pablo Iglesias gano la sangrienta batalla interna, se hizo con el poder e inició la purga de los errejonistas condenándoles al ostracismo. En las páginas de sucesos de esos mismos días y el posterior, el del balance político, se dio cuenta de que en Seseña, al lado de Madrid, un guardia civil había asesinado a su pareja a tiros. El lunes, en Daimiel, Ciudad Real, un hombre asesinó a cuchilladas a su mujer y a la hija de esta de dieciocho años. En esos trágicos días los socialistas han visto a Pedro Sánchez volver a la carrera por la secretaria general y a Susana Díaz, también de gira pre electoral pero sin declararse candidata.

Enredados en sus polémicas internas ha faltado sensibilidad y condena y propósito de enmienda de una legislación que lleva demostrando desde hace tiempo que ni las denuncias ni las órdenes de alejamiento protegen a las mujeres de sus verdugos. Muchas de las víctimas de este atroz principio de año habían denunciado y el asesino tenía una orden de alejamiento que se saltó para quitarles la vida.

No vale lavarse la conciencia culpando a las víctimas de no denunciar. No vale mirar para otro lado. No vale integrarlo en las páginas de sucesos. No vale confundir los crímenes machistas con el paisaje social. No vale ignorar que los niños también son asesinados por los mismos que durante años maltrataron a sus madres. ¡¡Basta ya!!

Hay que legislar con la máxima dureza, hay que aplicar los mismos baremos penitenciarios que se aplican a los terroristas de ETA, hay que proteger a las mujeres que sufren maltrato como se protegió a los amenazados por el terrorismo. Hay que meter miedo a los cobardes que asesinan a sus parejas y a sus hijos.

OTR Press

Luis Del Val

Monarquías electivas

por Luis Del Val

Charo Zarzalejos

Esperando a Pedro

por Charo Zarzalejos

Fernando Jáuregui

Moción sin emoción

por Fernando Jáuregui

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies