El abandono escolar prematuro en Cataluña supera el 34%, más de tres puntos por encima de la media nacional, según FAES

Actualizado 24/02/2009 20:16:37 CET

MADRID, 24 Feb. (EUROPA PRESS) -

El abandono escolar prematuro en Cataluña --alumnos que no finalizan la Educación Secundaria Obligatoria (ESO)--, supera el 34 por ciento, es decir, 3,3 puntos más que la media nacional, según revela un estudio del profesor de Derecho Constitucional de la Universidad Abat Oliba CEU y director de Programas de la Fundación Burke, Pablo Nuevo, publicado por la Fundación para el Análisis y los Estudios Sociales (FAES).

El trabajo 'Derechos lingüísticos e igualdad de oportunidades en Cataluña', recogido por Europa Press, tiene como objetivo alertar, mediante la exposición de datos de elaboración propia --a partir del Informe PISA 2006--, de que el sistema educativo catalán se encuentra en una situación de "verdadera emergencia".

Para el autor del estudio, la calidad de este sistema educativo "ha decaído de forma alarmante" y cita entre las principales causas las políticas de inmersión lingüística promovidas por el Gobierno de esta comunidad autónoma, que, a su juicio, "han llevado a que en la mayoría de los centros escolares el castellano prácticamente haya desaparecido como lengua docente".

En este sentido, asevera que existe una "notable" diferencia de resultados académicos entre quienes hablan catalán en casa y quienes optan por el castellano. Según el experto, los castellanoparlantes se encuentran en una situación de "manifiesta desigualdad", que tiene su reflejo en los resultados académicos.

Señala además, para sostener su tesis, la sentencia del Tribunal Supremo, emitida el pasado mes de diciembre, que estimaba contrario a los principios de libertad e igualdad el régimen de matriculación en la primera enseñanza establecido en la Generalitat catalana, a pesar de que normativa educativa estableciera que los niños tienen derecho a recibir la formación en su lengua habitual.

"OBSESOS DE LA INGENIERÍA SOCIAL"

Asimismo, critica el Proyecto de Ley de Educación de Cataluña, que se encuentra actualmente en fase de tramitación parlamentaria, porque "da un paso más en la exclusión del castellano como lengua docente". Con ello, se refiere al artículo al artículo 11, que establece el catalán como lengua vehicular y de aprendizaje del sistema educativo, y que las actividades orales y escritas, el material didáctico y los libros de texto, entre otros, deben ser normalmente en lengua catalana.

El estudio de FAES denuncia también que este documento catalán "prohíbe" la separación del alumnado en centros y en grupos por razón de su preferencia lingüística y "limita" el derecho de los padres a la escolarización en castellano al primer curso de del segundo ciclo de educación infantil (de tres a cinco años).

"Si este proyecto fuera aprobado en estos términos, no parece aventurado que pensar que dentro de unos años los datos del Informe PISA serán dramáticos", alerta el catedrático, para concluir que "se habrá sacrificado la educación de varias generaciones de catalanes en el altar del delirio identitario de unos obsesos de la ingeniería social".