CSI-F pide a la Consejería de Educación una comisión para consensuar medidas con la comunidad educativa

Actualizado 18/08/2009 16:07:30 CET

SANTANDER, 18 Ago. (EUROPA PRESS) -

El sector de Enseñanza de CSI-F Cantabria ha solicitado a la Consejería de Educación que se cree una comisión con representantes de todos los sectores de la comunidad educativa para que sea consultada sobre las medidas que se deban tomar antes de iniciarse el curso y a lo largo del mismo en relación con la Gripe A.

En su opinión, en esa comisión se deberían valorar medidas como el posible retraso del inicio de curso, la vuelta al colegio escalonada, o los protocolos que se deberán seguir en los centros educativos.

En un comunicado, el sindicato señaló la "preocupación" existente en la comunidad educativa de la región por la enfermedad ante el próximo inicio del curso, ya que los profesores volverán a los centros el 1 de septiembre y los alumnos el día 14. Por ello, insistió en la necesidad de un órgano de consulta ante cualquier contingencia.

Además, CSIF recalcó que aunque Cantabria disponga de 105.000 dosis de antivirales, "su eficacia se verá mermada si no se toman las medidas oportunas para hacer una política preventiva que permita que los contagios que puedan producirse sean mínimos".