España es uno de los países donde menos dura el programa de iniciación de los profesores

Publicado 22/02/2018 18:57:25CET

   BRUSELAS, 22 Feb. (EUROPA PRESS) -

   España es uno de los países donde el periodo de los programas de iniciación de profesores de -la formación inicial del docente_es más corto, junto con Grecia, según pone de relieve un informe de Eurydice sobre el acceso, progresión y apoyos en la Carrera Docente en Educación Primaria y Secundaria Obligatoria en Europa.

   "El periodo de iniciación dura normalmente un año, aunque en Grecia y en España, en algunas Comunidades Autónomas, sólo dura unos meses", señala el informe, publicado este jueves por la Comisión Europea.

   El periodo de formación inicial de profesores suele durar en España entre tres meses hasta un año, dependiendo de la Comunidad Autónoma, precisa el informe, mientras que en el caso de Grecia el periodo dura cuatro meses y en Polonia, nueve.

   La duración habitual sin embargo suelen ser doce meses en la mayoría de los países, incluido Francia, Italia, Reino Unido, Austria y Suecia, aunque se alargan hasta los tres años en el caso de Luxemburgo e Irlanda. En Malta, duran 24 meses y en Alemania, entre un año y dos años, mientras que no están regulados en Bélgica, Austria, República Checa, Dinamarca, Países Bajos, Letonia y Lituania.

   El estudio pone de relieve además que, en más de un tercio de los sistemas educativos, los marcos de competencia de los profesores se utilizan a lo largo de toda la carrera, tanto en la fase inicial de la docencia como para el desarrollo profesional continuo del profesor, incluido en Francia, Alemania, Estonia, la comunidad flamenca en Bélgica, Italia, Lituania, Austria, Rumanía y Reino Unido.

   En cambio, sólo se utilizan en la fase inicial en España, en el sistema educativo francófono belga, República Checa, Dinamarca, Irlanda, Luxemburgo, Hungría, Países Bajos, Polonia, Portugal, Eslovenia, Eslovaquia y Suecia.

   El desarrollo profesional continuo (CPD) no es obligatorio en España, aunque sí es un requisito para la promoción y un aumento de salario.

   Las actividades de desarrollo profesional para los profesores son obligatorias en Portugal, el sistema educativo belga francófono, Austria, Hungría, Chipre, Rumanía, Bulgaria, Lituania, Letonia, en el sistema escocés (Reino Unido) y son obligatorias en Primaria pero no en Secundaria en Francia, donde también se requieren para obtener una promoción, al igual que en Letonia, Lituania, Hungría, Rumanía, Eslovenia, Eslovaquia, Croacia y Polonia. En Austria también son requisito para obtener un aumento de suelto y en República Checa, Grecia y Portugal se tienen en cuenta.

   La participación en actividades de desarrollo profesional continuo se considera una de los deberes estatutarios de los profesores en Reino Unido, Alemania, Italia, República Checa, Finlandia, Estonia, Polonia y Eslovaquia y es optativo para los profesores en Países Bajos, Suecia, Dinamarca y Grecia.

   Todos los marcos de competencias del profesorado definen las áreas de competencia que necesitan pero, según refleja el informe, en siete países, entre ellos España no se detalla lo que implican en términos de conocimiento y capacidades. Tampoco se detallan en la comunidad francófona belga, Italia, Hungría, Austria y Eslovaquia.

   El informe pone de relieve que las perspectivas de "una buena carrera" pueden ser un factor "importante" para mantener motivados a los profesores durante toda su carrera. "Les anima a desarrollar las capacidades que necesitan para mantenerse al ritmo de los cambios del entorno educativo y continuar ofreciendo una enseñanza de calidad a los alumnos", reza el informe.

   España figura entre los países de carreras de estructura "plana", junto con Bélgica, República Checa, Dinamarca, Grecia, Italia, Luxemburgo, Austria, Portugal, Finlandia y Croacia. No obstante, el informe precisa que los sistemas educativos en España, el sistema germanófono en Bélgica, República Checa, Italia, Letonia, Austria y el modelo educativo norirlandés en Reino Unido "algunas responsabilidades adicionales pueden conllevar un incentivo financiero específico".

   En la mayoría de los países con una estructura de carreras multinivel la promoción está vinculada a un aumento de salario, con la excepción de Estonia. En Francia, Irlanda y Letonia, los profesores promocionados también reciben una dieta adicional.

   Los sistemas de evaluación además de los profesores en cinco países -España, Croacia, Italia, Chipre y la comunidad germanófoba en Bélgica- "nunca" se utilizan para revisar las necesidades profesorales de los docentes, según el informe.

   El informe concluye que "muchos" países se enfrentan la escasez de profesores, en algunos casos en regiones específicas o de asignaturas determinadas y en otros debido al envejecimiento de la población docente y el elevado número de docentes que abandona la profesión.

   España es uno de los países que tiene un doble problema escasez y sobrecapacidad de docentes, dependiendo de región, junto con Alemania, Italia, Grecia y Lituania.

   Sólo en Finlandia y la comunidad germanófoba de Bélgica no hay problemas de escasez o sobrecapacidad de profesores, mientras que en Chipre, Polonia, Portugal, Eslovenia y en Irlanda del Norte hay un exceso de profesores.