El PSOE respalda el "encierro" de estudiantes en el Ministerio de Educación para exigir una negociación sobre becas

Publicado 15/07/2017 16:38:16CET

MADRID, 15 Jul. (EUROPA PRESS) -

La secretaria de Educación del PSOE, Mari Luz Martínez Seijo, ha manifestado el respaldo de su partido a la protesta que más de una veintena de representantes estudiantiles realizan en un edificio del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, donde llevan desde este viernes encerrados para exigir una negociación con el Gobierno sobre su política de becas.

Además, ha indicado que pedirá la comparecencia del ministro Íñigo Méndez de Vigo en la Cámara Baja para que explique "la actitud" de su ministerio y "la negativa" a "corregir" el sistema de becas propuesto, que "tiene un rechazo unánime de la comunidad educativa y que es injusto e ineficaz", según sostiene.

El acto reivindicativo se ha iniciado este viernes tras la reunión del Consejo de Estudiantes Universitario del Estado (CEUNE) convocada por el ministerio y a la que no acudió el ministro, Íñigo Méndez de Vigo, porque, según indican desde el organismo, se encontraba en el Consejo de Ministros.

Los estudiantes protestaron por que durante la reunión no se contó con ellos para negociar o presentar alegaciones al Real decreto que prevé aprobar el Ejecutivo sobre el umbral y requisitos para solicitar becas y ayudas al estudio y la cuantía de las mismas para el curso que viene, e iniciaron una "sentada" que se ha prolongado durante este sábado, habiendo pasado la noche en el edificio gubernamental de la calle San Bernardo.

"Han realizado un ejercicio de responsabilidad al reivindicar que el CEUNE sea un órgano de debate y participación y resulta un grave error por parte del Gobierno pretender que no sea más que un mero trámite que pasar con absoluta indiferencia", ha valorado la responsable socialista de Educación, quien cree que el ministerio "no ha entendido que el diálogo y la participación es la única manera de hacer una política educativa eficaz".

Martínez Seijo considera que la decisión de los jóvenes de encerrarse en el ministerio es "una protesta legítima a una actitud intolerable" y estima que "las propuestas expuestas y presentadas por los estudiantes eran de enorme sensatez y responden a una necesidad clara de mejorar un sistema hacia un modelo más justo, eficiente y eficaz".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies