Buscar
Aviso: Esta noticia tiene más de un año. Última actualización: 04/02/2013

Pensar en términos de necesidad

Wert: los universitarios no deben estudiar lo que quieren sino lo que les emplee

MADRID, 4 Feb. (EUROPA PRESS) -

   El ministro de Educación, José Ignacio Wert, ha señalado que se debería "inculcar a los alumnos universitarios a que no piensen solo en estudiar lo que les apetece o a seguir las tradiciones familiares a la hora de escoger itinerario académico, sino a que piensen en términos de necesidades y de su posible empleabilidad".

   Wert ha indicado que "en algo estará fallando" el sistema universitario si menos de la mitad de los titulados son en ciencias sociales. "Eso quiere decir que no estamos siendo eficaces a la hora de mandar señales a quienes entran en el mundo universitario", ha apuntado.

   El ministro de Educación ha participado en la presentación de un estudio sobre producción científica en los países iberoamericanos, realizado por el grupo de investigación SCImago y publicado por RedEmprendia en colaboración con el Banco Santander. En relación ha este sector Wert ha señalado que el país "no se debe conformar" con compararse "con países maduros en el ámbito de producción científica" sino que también "debería compararse con los emergentes" que, a su juicio, "llevan ventaja" a España.

   Por su parte, la secretaria de Estado de I+D+i, Carmen Vela, ha destacado la "gran utilidad" del trabajo presentado "de cara a elaborar políticas públicas", para "saber cómo se está haciendo y qué es lo que hay que cambiar". Vela ha señalado que "la colaboración universidad-empresa es la eterna historia" y que durante años ha sido "difícil unir conocimiento y producción". A su juicio, "España no debe perder la capacidad de colaboración, porque cuando es capaz de colaborar las cosas salen, y salen bien".

   Del mismo modo ha hablado la presidenta de la CRUE, Adelaida de la Calle, que ha abogado por que ambas partes de la cadena productiva "trabajen juntas". "Las universidades se adaptan a todo y pueden hacer lo que la industria le pida", ha apuntado De la Calle. Además, ha asegurado que "para mejorar la situación de las universidades también hacen falta empresas que utilicen sus patentes".

   El trabajo presentado este lunes destaca que España es el país líder entre los Estados Iberoamericanos en producción científica y tecnológica y señala la producción de resultados de investigación y el registro de innovaciones en un ámbito tan exigente como el estadounidense.

   El informe, que abarca los datos recogidos en este ámbito entre 2003 y 2009, determina que España obtuvo un total de 1.166 patentes en la Oficina Internacional de Patentes de Estados Unidos (USPTO), lo que representa un 53 por ciento de las patentes concedidas a países iberoamericanos en ese período y analizadas en el informe. Además, el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) fue el organismo iberoamericano que más patentó, con 83 innovaciones registradas en la USPTO.

   Le siguen Brasil (488), México (144), Argentina (75), Portugal (68), Venezuela (55) y Chile (55) que, según determina el trabajo, tuvieron una actividad innovadora anual bastante regular, lo que les permitió ocupar las primeras posiciones en productividad detrás de España.

   Por otro lado, Chile, Panamá y Cuba manifestaron una estrategia de desarrollo tecnológico sostenida y especializada en unos pocos sectores de la técnica, lo que podría suponer que una futura mejora de sus posiciones, según el estudio.

LA UNIVERSIDAD ESPAÑOLA PROTEGE MÁS SU TECNOLOGÍA

   La capacidad para patentar en la región iberoamericana se concentró en las organizaciones, ya que tan sólo 55 personas naturales poseían algún registro de patente durante el período estudiado.

   Entre las instituciones españolas que presentaron una producción tecnológica sostenida, con niveles muy altos de productividad anual, se encuentran, además del CSIC, la Universitat Politècnica de València (37 patentes) y las empresas Laboratorios del Dr. Esteve, S.A. (39) y Pharma Mar, S.A. (28), titulares con patentes en todos los años estudiados.

   También son españolas la mayoría de las universidades iberoamericanas que protegieron sus resultados de investigación científico-tecnológica mediante patentes en Estados Unidos. Concretamente, el informe señala 23 universidades españolas que obtuvieron patentes en Estados Unidos entre 2003 y 2009, seguidas muy de lejos por universidades de Chile, Portugal y Brasil. Las tres primeras universidades iberoamericanas por número de patentes en Estados Unidos fueron la Universitat Politècnica de València (37), la Universidad de Sevilla (11) y la Universidad de Salamanca (9).

COLABORACIÓN UNIVERSIDAD-EMPRESA

   En lo que respecta a la producción científica en Iberoamérica, el estudio muestra una tendencia generalizada a la colaboración, fundamentalmente entre universidades con otras instituciones de educación superior, hospitales y centros de investigación, y en menor medida con las empresas.

   Sin embargo, los resultados del estudio apuntan a que las universidades que investigaron, entre 2003 y 2009, en colaboración con la empresa privada han obtenido una media de impacto global en el entorno científico mayor al logrado por la investigación realizada exclusivamente desde la academia, sobre todo en cuatro áreas: Salud, Energía, Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) y Agroalimentación.

Cargando el vídeo....
 

 

© 2014 Europa Press. Está expresamente prohibida la redistribución y la redifusión de todo o parte de los contenidos de esta web sin su previo y expreso consentimiento.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies