Bruselas propone aumentar la transparencia en los procedimientos para autorizar sustancias como el glifosato

Publicado 11/04/2018 17:41:35CET

BRUSELAS, 11 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Comisión Europea ha presentado este miércoles una propuesta legislativa para aumentar la transparencia en los procedimientos para autorizar sustancias como el polémico glifosato en el bloque comunitario, por ejemplo permitiendo a los ciudadanos el acceso a toda la información relacionada con la seguridad que ha presentado la industria.

El Ejecutivo comunitario responde así a las críticas surgidas durante los meses en los que se debatía la renovación del permiso del polémico herbicida de Monsanto, que finalmente fue autorizado hasta 2022.

De hecho, la iniciativa ciudadana llamada 'Protección del glifosato y protección de las personas y del medio ambiente frente a los pesticidas tóxicos' fue respaldada por más de un millón de ciudadanos europeos y entre sus peticiones estaba mejorar la transparencia de los estudios científicos que se presentan a la Autoridad Europa de Seguridad Alimentaria (EFSA).

En concreto, las nuevas normas revisan la normativa europea sobre legislación alimentaria geneal y ocho actos legislativos sectoriales reforzar la transparencia en los ámbitos de los organismos genéticamente modificados (OGM), aditivos en los piensos, aromas de humo, materiales destinados a entrar en contacto con los alimentos, aditivos, enzimas alimentarias y aromas alimentarios, productos fitosanitarios y nuevos alimentos.

Así, Bruselas propone permitir a los ciudadanos un "acceso inmediato y automático" a toda la información relacionada con seguridad alimentaria que presenten las empresas que han solicitado la autorización de un determinado compuesto en la UE.

Además, pide crear un registro común con todos los estudios encargados con el objetivo de garantizar que las empresas "presentan toda la información pertinente y no ocultan estudios que les son desfavorables". También plantea que la EFSA pueda exigir informes complementarios a petición de la propia Comisión Europea y con cargo al presupuesto comunitario.

Las nuevas normas también harían obligatoria la consulta de las partes interesadas y los ciudadanos sobre los estudios presentados por la industria y abogan por aumentar la participación de los países tanto en la EFSA como en las comisiones técnicas científicas.

El comisario de Salud y Seguridad Alimentaria, Vytenis Andriukaitis, ha destaco que en la UE la determinación científica del riesgo para la seguridad alimentaria "es una de las más estrictas del mundo" y que las nuevas normas la refuerzan con "normas de transparencia más claras y una comunicación del riesgo más eficaz en todo el proceso".

"Los ciudadanos tendrán acceso inmediato a los estudios científicos en apoyo de las solicitudes de autorización. Pido a los Estados miembros y al Parlamento Europeo que esta propuesta se convierta en ley rápidamente, de modo que podamos ofrecer resultados a los ciudadanos antes de las elecciones europeas del próximo año", ha añadido el lituano.