La industria fitosanitaria concluye que el declive de las abejas se debe a causas "multifactoriales" y pide más estudios

 

La industria fitosanitaria concluye que el declive de las abejas se debe a causas "multifactoriales" y pide más estudios

Abejas melíferas en girasol. Compromiso Harmony
FONTANEDA, MONDELEZ
Publicado 30/06/2017 17:18:36CET

   MADRID, 30 Jun. (EUROPA PRESS) -

   La Asociación de Empresas de la Industria Fitosanitaria (AEPLA) considera que estudio publicado este jueves en la revista 'Science' que estima que la exposición continua a los neonicotinoides afecta de forma negativa a las abejas en su reproducción y supervivencia, considera que son necesarios nuevos y más extensos estudios sobre la cuestión, al tiempo que reclama la aprobación una guía de evaluación clara de la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA).

   El presidente de AEPLA, Carlos Palomar, ha destacado en declaraciones a Europa Press que el estudio estima que el problema de las abejas sigue siendo "multifactorial" y que mientras los resultados son alentadores en unos países en otros no tanto.

   "Se trata de un problema muy complejo, debido a muchos factores y es imposible segregar una causa sobre las situación de las abejas. Se necesitan más estudios y de más amplio nivel", ha manifestado.

   En todo caso, insta a los responsables comunitarios a que a la hora de tomar decisiones regulatorias dirigidas a aprobar o prohibir los neonicotinoides, tengan en cuenta todos los impactos de las distintas opciones, incluidos los efectos que esto puede tener sobre la producción de los cultivos o de la economía.

   Además, mientras se confirman o no las hipótesis, ha reclamado como algo "urgente" que la Unión Europea se dote de una guía de evaluación "clara y práctica" que permita tomar sus decisiones con base. Precisamente, ha recordado que la citada guía de la EFSA está suspendida desde hace cuatro años porque los países no la aprueban por "impracticable".

   Por su parte, la compañía Syngenta, productora de algunos de los insecticidas neonicotinoides y semillas tratadas en entredicho y que junto con Bayer ha financiado el vasto estudio, ha celebrado la publicación del estudio porque los datos generados permitirán comprender mejor las formas en que estos productos se pueden utilizar "de forma segura".

   La compañía considera que los resultados son "altamente variables" pero proporcionan una visión única que contribuirá al debate sobre la salud de los polinizadores.

   El director de investigación de la empresa, Peter Campbell, ha subrayado que el estudio señala que los residuos de neonicotinoides fueron detectados de manera poco frecuente y que los efectos directos sobre la mortalidad de las abejas a su exposición en altas concentraciones tienden a ser "extrañas" por lo que las causas específicas que pueden estar afectando a abejas, abejorros y polinizadores en general son "producto de factores que interactúan".

   En todo caso, ha garantizado en un comunicado emitido por Syngenta, que la empresa está "absolutamente comprometida" con la mejora de la salud de las abejas porque estas son críticas para la sostenibilidad de la agricultura y de su propio negocio.

   "Celebramos que el estudio haya confirmado que no hay efectos consistentes del thiamethoxam sobre la salud de las abejas, pero también ha ayudado a esclarecer las medidas que se deben tomar en el futuro para asegurar que los productos agrícolas sean efectivos mientras se preserva el medio ambiente", ha concluido.

   Finalmente, la compañía ha manifestado que seguirá trabajando con los autores del estudio y otras voces autorizadas para seguir protegiendo y mejorando la salud de los polinizadores mientras los agricultores siguen teniendo acceso a los químicos neonicotinoides que son "cruciales" para su productividad.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies