Oceana celebra la protección de las montañas submarinas del Canal de Mallorca

Actualizado 04/03/2011 18:23:38 CET

MADRID, 4 Mar. (EUROPA PRESS) -

La organización de conservación marina Oceana celebra la "apuesta" del Gobierno central para la protección de la biodiversidad del Mediterráneo por el compromiso adquirido de proteger las montañas submarinas del Canal de Mallorca, tal y como había propuesto este colectivo.

En un comunicado, Oceana se refiere así a la designación de la primera área marina del Mediterráneo centrada en la protección de montañas submarinas, cuya superficie supone aproximadamente el tamaño de la isla de Mallorca.

La organización para la conservación marina recuerda que ha emprendido numerosas campañas e investigación en dichas montañas submarinas, donde ha podido constatar la presencia de hábitats y especies de importancia internacional.

Además, Oceana explica que presentará un nuevo informe sobre estas montañas en los próximos meses y agrega que, desde hace años, ha reclamado la necesidad de proteger esta zona tanto en el ámbito nacional como internacional "En el Mediterráneo se encuentran numerosas elevaciones sumergidas, tanto de gran porte, como es el caso de las que nos ocupan, como infinidad de otras pequeñas elevaciones.

Todas ellas generan mucha vida a su alrededor y se encuentran amenazadas, por lo que trabajar en su protección es una tarea obligada para nuestros gobiernos", señala el director de Oceana para Europa, Xavier Pastor, Director de Oceana para Europa.

El propio Pastor indica que, desde que se comenzó a divulgar la importancia de la montañas submarinas del Canal de Mallorca, el presidente del Govern, Francesc Antich, ha mostrado su interés en dar protección a esta área al ser consciente de su relevancia para los ecostistemas y de los beneficios socioeconómicos que generaría una correcta gestión de las áreas marinas protegidas.

Finalmente, Oceana reclama, como primera medida efectiva de protección, la "imprescindible retirada" de los buques de arrastre del área, por suponer esta técnica de pesca "la más seria e inminente amenaza para hábitats especialmente sensibles".