ONG piden a ICCAT medidas para salvar al pez espada y otros tiburones

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico
Contador

ONG piden a ICCAT medidas para salvar al pez espada y otros tiburones

Aletas de tiburón
TWITTER MINISTERIO DEL INTERIOR ECUADOR
Publicado 14/11/2016 13:21:08CET

    MADRID, 14 Nov. (EUROPA PRESS) -

   Cincuenta y un estados miembro de la Comisión Internacional para la Protección del Atún del Atlántico (ICCAT, por sus siglas en ingles) abordarán desde este lunes hasta el próximo lunes en Vilamoura (Portugal) distintas propuestas entre las que figuran la prevención del aleteo, la limitación de las capturas de distintas especies como el tiburón azul o la conservación del pez espada.

   Así, las ONG conservacionistas reclaman decisiones para conservar estas especies y favorecer una pesca sostenible ya que, según afirman, esto sería mucho más rentable para el sector pesquero y para los ecosistemas marinos.

   La cumbre de ICCAT, órgano responsable de la conservación de los túnidos, como el atún rojo, y especies afines en el Océano Atlántico y mares adyacentes, tendrá entre sus asuntos principales al pez espada, que atraviesa una "grave situación" en el Mediterráneo según las ONG.

   Mientras, WWF pide que se termine con tres décadas de sobrepesca y que ICCAT apruebe un plan "ambicioso" de recuperación para evitar el colapso de la especie y recuerda a la UE, que ostenta el 75 por ciento de las capturas, que su responsabilidad es "máxima" para asegurar el futuro del pez espada.

   Otra de las propuestas de debate que figura en el orden de la es lucha contra el aleteo, incentivado por la alta demanda de aletas de tiburones, que se usan en Asia para hacer sopa. El aleteo consiste en cortar la aleta a un tiburón y después tirar el resto por la borda.

   Al mismo tiempo, esta semana se analizarán medidas de gestión y limitación de capturas de especies de tiburones, incluidas el tiburón mako, pez zorro y tiburón azul (prionance glauca), buscados por su carne.

   Según explican organizaciones de pesca como Ecology Action Centre, Project AWARE, Shark Advocates International, Shark Trust: Safeguarding Atlantic & Mediterranean Elasmobranchs through Regional Fishery Management Organizations, esta cumbre de ICCAT es "importante" porque los tiburones se encuentran entre los animales más vulnerables de alta mar capturados por pesquerías de atún y pez espada.

   En este sentido, valoran el papel de "liderazgo" de ICCAT para adoptar medidas de protección de los tiburones pero ahora le reclaman que alinee la prohibición del aleteo con "mejores práctica" o mediante límites de capturas para el tiburón azul. Así, añade que si se acuerdan estas propuestas mejorará el futuro de los tiburones a escala global.

NO TIBURONES SIN ALETAS

   En la actualidad el aleteo está prohibido pero su puesta en práctica es difícil porque el control de cumplimiento se basa en un cálculo complicado de la proporción del peso de las aletas adheridas al cuerpo. Por ello, insiste en que la exigencia de que los tiburones sean desembarcados con sus aletas adheridas al cuerpo, como en la UE y EEUU es "la forma más fiable de impedir" esta práctica y obtener mejores datos para evaluar las poblaciones, según estas ONG.

   En total, este método, una propuesta que lideran la UE y EEUU ha obtenido 28 apoyos adicionales en 2015 y este último año también se han sumado Belice, Gabón, Honduras y Senegal.

   Respecto al tiburón azul, esta especie es capturada por muchos países, ya que la especie migra por cuencas enteras del océano, pero no hay limitaciones internacionales sobre su captura.

   Así, para impedir su sobrepesca, los científicos del ICCAT han recomendado limitar las capturas de tiburones azules pero las propuestas previas en este sentido han fracasado en la búsqueda de consenso entre miembros de ICCAT.

   Los países que registran las capturas significativas de tiburones azules, por orden de magnitud, son: España, Japón, Portugal, China, Taipéi, Namibia, Brasil, Ghana, Sudáfrica, Uruguay, Corea del Sur.

   Por su parte, un informe publicado este lunes por Oceana aboga por establecer una gestión sostenible en las aguas europeas y destaca que las capturas podrían aumentar un 57 por ciento si los totales admisibles de capturas siguieran las recomendaciones científicas.

PESCA SOSTENIBLE: EL TRIPLE DE SARDINAS

   Oceana afirma que por ejemplo, con una gestión sostenible las capturas podrían triplicarse o más en casos como la sardina en el Cantábrico y el bacalao o el eglefino en el Mar del Norte.

   El estudio, dirigido por el doctor del Centro Helmholtz de Investigación Oceánica GEOMAR (Kiel, Alemania) Rainer Froese, analiza la sobrepesca y los estocs de 397 especies pesqueras, frente a los 150 que analiza la Comisión Europea.

   El análisis valora que el estado de las pesquerías europeas "no es en absoluto bueno", con 85 por ciento de las poblaciones de peces en estado no saludable y solo un 12 por ciento cumpliendo la Política Pesquera Común.

   Para el director ejecutivo de la ONG en Europa Lasse Gustavsson, ha destacado que por primera vez se conoce el potencial de recuperación pesquera de Europa y que si se gestionase bien la pesca las capturas podrían incrementarse en 5 millones de toneladas, un 57 por ciento.

   "Se trata de una gran cantidad de alimento saludable. Ya es hora de que recuperemos la riqueza de los mares europeos. Más peces en el mar significa más empleo en el sector pesquero y más pescado nutritivo en el plato", ha insistido.

Oceana pide "dejar atrás la actual visión a corto plazo y emprender acciones urgentes para acabar con la sobrepesca en Europa y cumplir así el requisito legal de recuperar en 2020 todas las poblaciones de peces por encima de niveles saludables".

   En este contexto, WWF ha manifestado su "seria preocupación" por la actual situación del pez espada del Mediterráneo y solicita a ICCAT "acciones para evitar su colapso" después de tres décadas de sobrexplotación, tras la que apenas queda un 30 por ciento de la población que había hace 30 años.

   También denuncia que cerca del 70 por ciento de las capturas de pez espada son juveniles y las normas se están incumpliendo de forma generalizada en varios países, por lo que la ONG recomienda reducir "significativamente" las capturas así como fijar una "talla mínima" y un sistema de seguimiento, control y trazabilidad para luchar contra la pesca ilegal y no declarada.

   En cuanto a los tiburones, WWF recuerda que la tintorera y el marrajo dientuso carecen de límites de capturas y un marco de gestión sostenible. "Los tiburones no pueden ser una excepción, debemos gestionar sus pesquerías a largo plazo, a través de planes de gestión plurianuales que establezcan límites de captura preventivos que aseguren su conservación. Asimismo, ICCAT debe acordar una política de aletas adheridas para mejorar el cumplimiento de la prohibición de "finning", ha concluido el coordinador de pesquerías de la ONG en España, Raúl García.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies