Técnicos del CSN exigen que el organismo regulador supervise y marque criterios en la protección pública a radiaciones

Técnicos del CSN se concentran ante la sede del organismo
ASTECSN - Archivo
Publicado 07/05/2018 17:15:44CET

   MADRID, 7 May. (EUROPA PRESS) -

   La Asociación Profesional de Técnicos en Seguridad Nuclear y Protección Radiológica del Consejo de Seguridad Nuclear (ASTECSN) ha exigido que el organismo regulador tenga más funciones y mayor capacidad de supervisión en el futuro reglamento de protección de la salud frente a la radiactividad.

   Así consta en las alegaciones que la ASTECSN ha presentado al proyecto de Reglamento sobre Protección de la Salud contra los riesgos derivados de la exposición a las radiaciones ionizantes, porque consideran que esta normativa tiene "importancia" en cuanto a la protección radiológica de la sociedad.

   La entidad ha presentado un conjunto de más de 70 alegaciones al texto porque según ha explicado a Europa Press la presidenta de ASTECSN, Nieves Sánchez Guitián, es "la única vía" que les han dejado para poder trasladar sus inquietudes en este proceso, dado que asegura que han cerrado otros posibles cauces de participación de esta asociación con el organismo regulador.

   Por ello, añade que la asociación exige que el CSN trabaje con mayor transparencia y que se haga público un informe para comprobar que se cumplen "todas y cada una de las exigencias" que establece la Directiva EURATOM 2013/59, que establece las normas de seguridad básicas para la protección contra los peligros derivados de la exposición a radiaciones ionizantes.

   "Entendemos que lo primero es que el CSN haga público un informe de conjunto que permita conocer la aplicación de cada uno de los artículos de la Directiva en su ordenamiento jurídico. En ocasiones, al legislar por partes, se pierde esa visión global que es necesaria para asegurar con transparencia ese cumplimiento", ha añadido.

   En concreto, ve que es preciso "esclarecer y debatir" en qué medida el CSN está renunciando a algunas de las funciones establecidas en su Ley de Creación, en calidad de "único organismo responsable en materia de seguridad nuclear y protección radiológica" y añade que precisamente, una de ellas es la protección del medio ambiente frente a la radiactividad de origen artificial.

   Por ejemplo, opina que "no está claro" en la redacción actual propuesta por el Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital, que sea el CSN el que deba aprobar prácticas para as que haya que estimar las dosis recibidas por los miembros del público, o bien indicar situaciones en las que ya no sea necesaria esta evaluación.

   "La estimación de las dosis a largo plazo y los efectos medioambientales son debates que están pendientes y que en otros países europeos tienen su legislación al respecto", ha comparado la presidenta del colectivo. A su juicio, se pueden establecer regulaciones al respecto que consideran la protección radiológica de todo el ecosistema.

   Otras de las alegaciones de la entidad son las cuestiones relacionadas con los efectos de radiación de origen natural, como es el caso del gas radón (gas radiactivo que surge desde el terreno y que se acumula en interiores y puede llegar a generar enfermedades graves).

   A ese respecto, la asociación valora que se están haciendo "avances" pero advierte de que, en su opinión, el CSN "no puede quedar fuera de decisiones tan relevantes como el Plan Nacional contra el Radón que, según la redacción actual del texto quedaría gestionada por el Ministerio de Sanidad.

   Para Sánchez, el CSN debe estar "en todo caso supervisando, evaluando, marcando criterios y haciendo un seguimiento continuado de los resultados" porque "no se debe bajar la guardia en un asunto" que tiene efectos perniciosos en la salud de la población en zonas con alto riesgo.

   En este contexto, ha informado de que ha solicitado al Congreso de los Diputados que apruebe las propuestas de la ASTECSN dirigidas a mejorar el funcionamiento del regulador nuclear al que acusa de no aplicar en estos momentos los criterios de transparencia e independencia que son fundamentales para garantizar la seguridad y la protección radiológica.

   "Hace falta que las sesiones del pleno del CSN sean públicas y que las actas del pleno permitan conocer los debates técnicos que tiene lugar en su seno, si es que los tienen", ha reclamado una vez más Sánchez, cuya organización persiste desde hace dos años en esta petición.

Contador