Uno de cada tres bautizos en el mundo se celebran en los territorios donde trabajan los misioneros

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

Uno de cada tres bautizos en el mundo se celebran en los territorios donde trabajan los misioneros

Publicado 15/10/2016 11:31:48CET

MADRID, 15 Oct. (EUROPA PRESS) -

Uno de cada tres nuevos bautizos en el mundo se celebran en los territorios de misión, es decir, aquellas iglesias jóvenes de África, Asia, Oceanía y algunas zonas de América Latina sin recursos humanos ni materiales, donde acuden los misioneros, y cuya subsistencia depende en gran medida de los donativos recaudados del Domund o Jornada de las Misiones, que se celebrará el próximo 23 de octubre.

En el mundo hay 1.111 territorios de misión, que representan un tercio de la Iglesia católica, un número que ha crecido en casi 200 en los últimos 25 años. En estas últimas décadas también ha aumentado el número de bautismos en estas diócesis, pasando de 3,6 millones en 1989 a 4,8 millones en 2015, casi una tercera parte de los celebrados el año pasado en todo el mundo (16 millones).

Repartidos en estos territorios se encuentran los 13.000 misioneros españoles --religiosos y religiosas, sacerdotes, obispos, laicos y familias-- que se comprometen con el anuncio del Evangelio y la ayuda a los más desfavorecidos.

Para ayudar a los misioneros que llegan a estas iglesias, Obras Misionales Pontificias (OMP), institución de la Santa Sede encargada de buscar medios materiales y económicos para la actividad misionera de la Iglesia, celebra cada año el Domingo Mundial de las Misiones (Domund), que en 2016 cumple su 90 aniversario y se celebra bajo el lema 'Sal de tu tierra'. La Jornada fue instaurada en 1926 por el Papa Pio XI.

El año pasado se recaudaron 97,6 millones de euros que se distribuyeron equitativamente. De esta cantidad, los españoles aportaron 13,7 millones de euros, convirtiéndose en el segundo país con mayor aportación al Fondo Universal de Solidaridad.

Las ayudas sostienen principalmente la labor evangelizadora de la Iglesia: gastos ordinarios, construcción de parroquias, compra de vehículos para la pastoral, financiación de proyectos en escuelas, hospitales, orfanatos o centros para mayores y respuesta a emergencias.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies