La Eurocámara aprobará mañana la norma para reducir el coste del uso del móvil en el extranjero

Actualizado 22/05/2007 21:49:16 CET

(ESTA NOTICIA SUSTITUYE A LA ANTERIOR SOBRE EL MISMO TEMA)

ESTRASBURGO, 22 (EUROPA PRESS)

El pleno del Parlamento Europeo dará luz verde mañana a la norma para reducir las tarifas del uso del móvil en el extranjero. El reglamento establece que la tarifa máxima de 'roaming' ('eurotarifa' o 'tarifa de protección al consumidor') bajará hasta 49 céntimos por minuto para las llamadas realizadas y a 24 céntimos por minuto para las recibidas; mientras que el precio mayorista --el que paga un operador por usar la red de otra compañía en el extranjero-- queda en 30 céntimos.

Se espera que los eurodiputados den su visto bueno al texto por amplia mayoría ya que cuenta con el apoyo de los principales grupos políticos (populares, socialistas y liberales). La comisión de Industria del Parlamento ya lo respaldó este lunes con sólo una abstención por motivos de procedimiento. Tras la aprobación del pleno, el único trámite pendiente para que la norma sobre el 'roaming' entre en vigor será la ratificación por parte de los ministros de Telecomunicaciones de los 27 el próximo 7 de junio. Se trata de una mera formalidad porque los representantes de los Estados miembros, incluido España, ya expresaron su acuerdo por unanimidad el pasado 16 de mayo.

Durante los tres primeros meses de vigencia de la norma --el periodo estival--, los operadores presentarán ofertas a sus clientes y estos podrán escoger tras los primeros 30 días si quieren que se les aplique 'eurotarifa' o alguna otra tarifa alternativa más ventajosa dentro de un paquete. Después de este plazo de un trimestre, la 'eurotarifa' se aplicará a todos los clientes que no hayan optado por una tarifa alternativa. Por su parte, los topes a los precios mayoristas se aplicarán dos meses después de la entrada en vigor de la norma.

La 'eurotarifa' irá disminuyendo durante los tres años que esté en vigor el reglamento, dos céntimos el primer año y tres céntimos el segundo. En 2008 será de 46 céntimos para llamadas realizadas, 22 para las recibidas y 28 para los mayoristas; y en 2009 caerá hasta 43, 19 y 26 céntimos respectivamente. Después, la norma dejará de aplicarse salvo que los precios no hayan bajado y la Comisión considere que es necesario prorrogarla con las enmiendas necesarias. Bruselas vigilará también si hace falta incluir en el futuro dentro de la norma el 'roaming' por la transmisión de datos, que actualmente no figura.

El acuerdo final ha sido posible tras cuatro intensas rondas negociadoras entre el Parlamento y la presidencia alemana y un año después de que la Comisión presentara su propuesta, un plazo muy corto para los estándares comunitarios. El Ejecutivo comunitario ha insistido en que era imprescindible llegar a un compromiso ahora para que los consumidores puedan empezar a beneficiarse de tarifas más bajas cuando se vayan de vacaciones este verano.

El compromiso final se sitúa mucho más cerca de las pretensiones iniciales de los Veintisiete (52 céntimos para llamadas realizadas, 25 para las recibidas y 32 céntimos como precio mayorista), que de lo que pedía la Eurocámara (40, 15 y 23, respectivamente). Incluso España, que había liderado un frente junto con Reino Unido y Francia para oponerse a un recorte excesivo del 'roaming' alegando que podría repercutir en un aumento de precio de las llamadas nacionales, ha aceptado el trato el trato.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies