Las lluvias continuarán este fin de semana y las temperaturas subirán a partir de la semana que viene

Provincias en riesgo para el 7 de julio
AEMET
Publicado 07/07/2017 14:59:25CET

MADRID, 7, (EUROPA PRESS)

   Las temperaturas tenderán a subir del lunes 10 de julio y se volverán a alcanzar los 40ºC, mientras que la actual bolsa de aire frío en altura volverá a dejar precipitaciones localmente fuertes durante este fin de semana, según la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

   Según ha explicado el portavoz de la AEMET Jesús Montero en declaraciones a Europa Press, la Depresión Aislada en Niveles Altos (DANA) que está dejando lluvias estos días por el país, también llevará chubascos y tormentas localmente fuertes a gran parte del interior peninsular este viernes 7 de julio, especialmente en Ávila y Valladolid, y, sobre todo, en Toledo, dónde hay riesgo naranja por precipitaciones. A lo largo de este sábado 8 de julio los chubascos estarán presentes en la mitad norte del país.

   La vaguada ha dejado este viernes 7 de julio lluvias acumuladas que han alcanzado 77,8 litros por metro cuadrado en la estación meteorológica de Rozas de Puerto del Real (Madrid); 60,8 litros por metro cuadrado en Ávila; y hasta 40 litros por metro cuadrado en Robledo de Chavela (Madrid).

   Mientras tanto, el domingo día 9 solo se esperan precipitaciones, en general débiles, en el norte de Galicia, Cantábrico, alto Ebro y Pirineos.

    En cuanto a las temperaturas del fin de semana, habrá un descenso térmico el sábado, y volverán a subir el domingo, manteniendo valores, en general, normales. En Canarias habrá posibles precipitaciones en las islas occidentales de más relieve durante el fin de semana.

   El viento será de Poniente en el Estrecho y Alborán; en Canarias alisios con intervalos de fuerte en las islas occidentales y habrá rachas fuertes en zonas de tormenta.

   A partir de la semana que viene, Montero ha señalado que las tormentas se deslazarán hacia el noreste peninsular y el tiempo volverá a estabilizarse.

   De esta forma, el lunes 10 se esperan lluvias en el Cantábrico y chubascos y tormentas localmente fuertes en los Pirineos, aunque será poco nuboso o despejado en el resto del país, excepto en el resto del tercio norte y el entorno del Sistema Ibérico.

   A lo largo de la jornada, las temperaturas sólo descenderán en el Cantábrico oriental, alto Ebro y litoral mediterráneo con intervalos de alisios fuerte en Canarias occidentales.

   Por su parte, el martes 11 de julio se prevén cielos poco nubosos o despejados en la mayor parte del país, mientras que las temperaturas tenderán a subir en la vertiente atlántica peninsular, manteniendo valores normales.

   Sin embargo, en el extremo norte peninsular, especialmente en el área cantábrica, estará nuboso o con intervalos nubosos, sin descartar lluvias débiles en el extremo norte peninsular, especialmente en el área cantábrica.

   Para el martes ha pronosticado también intervalos de nubosidad de evolución diurna en áreas del interior del tercio peninsular, sin descartar precipitaciones y tormentas, más probables en Pirineos. Mientras tanto, en Canarias estará nuboso con posibilidad de lluvias débiles en el norte de las islas, con temperaturas en aumento a partir del mediodía.

   Las rachas de viento tendrá intervalos fuertes del noreste en Canarias y, a partir del miércoles día 12, de Levante en el Estrecho y de componente norte en Ampurdán, Menorca y litoral noroeste de Galicia.

REGISTROS DE LAS ÚLTIMAS PRECIPITACIONES

   Sobre la bolsa de aire frío que está dejando lluvias por el país, la AEMET ha localizado tres lugares donde se observaron valores extremos el jueves 6 de julio: Ciudad Universitaria, en Madrid, con 36,3 litros por metro cuadrado; en Ávila, donde se superó el valor extremo absoluto al registrarse 33 litros por metro cuadrado; y en el observatorio Salamanca-Aeropuerto, donde se ha superado el valor extremo del periodo 1981-2100, al recogerse 29,5 litros por metro cuadrado.

   Además, la estación de Garganta de la Olla, en Cáceres, cerca de del valle del Jerte dónde este jueves han fallecido cuatro de cinco miembros de una familia en un barranco, acumuló 67,2 litros por metro cuadrado durante este 6 de julio, lo que supuso la estación con mayores registros; seguido de Tornavacas (Cáceres), en la misma zona, con 52,8 litros por metro cuadrado; y Navarredonda de Gredos (Ávila), con 46,9 litros por metro cuadrado.

   Asimismo, como ha confirmado el portavoz de la AEMET, las tormentas dejaron ayer un total de 34.277 descargas eléctricas o rayos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies