Las lluvias seguirán tras el paso de 'Gisele' y la próxima semana será lluviosa y hasta 10ºC más fría de lo normal

Una persona en la calle un día de invierno
EUROPA PRESS - Archivo
Publicado 16/03/2018 13:38:12CET

   MADRID, 16 Mar. (EUROPA PRESS) -

   El tiempo inestable "no ha terminado" a pesar de que 'Gisele' se aleje de España ya que este fin de semana la Península seguirá bajo la influencia de las bajas presiones y descenderán las temperaturas, una situación que se mantendrá al menos durante la primera mitad de la próxima semana, según la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

La portavoz adjunta de la AEMET, Delia Gutiérrez, ha precisado a Europa Press que un centro de bajas presiones estará más al norte de la Península y afectará sobre todo a Galicia y al centro y otra baja presión estará en el sur de modo que ha advertido de avisos de riesgo por viento, mala mar, nieve y precipitaciones.

   "El fin de semana tendrá muchos fenómenos adversos en casi todo el país", ha avisado la portavoz que apunta a que lo más significativo se producirá el sábado en bastantes zonas, ya que tendrán mala mar en Galicia, Asturias, en el sur, desde Huelva a Murcia.

   También se mantendrán las precipitaciones, que podrán ser de nieve en "muchas" zonas de Galicia, Asturias, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Extremadura y Andalucía oriental, aunque el viento se limita a toda Andalucía con avisos amarillos, excepto en Cádiz y Almería, donde habrá riesgo importante (naranja), igual que en algunas zonas de Albacete, Murcia y Comunidad Valenciana.

   Del mismo modo, ha dicho que tendrán avisos de riesgo por lluvia desde el Estrecho al interior de Andalucía, aunque serán de nivel naranja en la sierra de Grazalema, donde se podrán acumular hasta 100 litros por metro cuadrado. "Habrá distintos avisos por todo el país", ha resumido.

   En general, "lo peor" podría estar entre la tarde del sábado y el principio del domingo, ya que ese día, a lo largo de la jornada irá mejorando.

   En cuanto a las temperaturas, Gutiérrez prevé que los termómetros estarán por debajo de los valores normales sobre todo las máximas, aunque las mínimas también seguirán bajando el fin de semana y la primera mitad de la semana próxima.

   En concreto, ha apuntado que este sábado se esperan valores entre 5 y 10 grados centígrados por debajo de los niveles normales en casi toda la Península, menos en la franja del Mediterráneo y en los archipiélagos.

   Ya el lunes, ha dicho que "de manera muy general" las temperaturas estarán entre 5 y 10 grados centígrados por debajo de lo normal e incluso en Baleares, excepto en algún punto del extremo sureste y zonas del litoral del Mediterráneo. "En una zona del interior oriental las temperaturas estarán más de 10 grados por debajo de los valores normales", ha destacado.

   En general, prevé que las heladas se irán extendiendo y el lunes afectarán a muchas zonas del norte y el martes y miércoles seguirán ampliándose a otras áreas. "La primera mitad de la semana va a ser muy fría, con heladas y temperaturas por debajo de las normales", ha indicado.

   En concreto, ha precisado que el día más frío será el martes, tanto las máximas como las mínimas. Las máximas, según Gutiérrez podrán estar en muchas zonas del norte y del este peninsular en valores por debajo de 10 grados centígrados y en el resto de la Península, se alcanzarán entre 10 y 15 grados centígrados, también en Baleares. De hecho, solo espera que se superen los 20 grados centígrados en Canarias y en algunos puntos concretos de Andalucía, de Huelva, Sevilla, Málaga o de Murcia.

   Respecto a la segunda mitad de la semana, prevé un ascenso térmico que comenzará con las máximas el miércoles y seguirá el jueves y el viernes aunque "parece que de cara al fin de semana podrían volver a bajar". Asimismo, ha señalado que en la segunda mitad de la semana parece que la probabilidad de precipitaciones significativas quedará reducida a Galicia y Cantábrico.

   En definitiva, aunque con "poca certidumbre" la portavoz adjunta no descarta que el inicio de la Semana Santa tenga un Domingo de Ramos "deslucido" sobre todo en el noroeste.

   Finalmente, ha adelantado que la tendencia para la próxima semana apunta a precipitaciones normales, excepto en la costa cantábrica donde "hay claramente señal de que habrá precipitaciones por encima de los valores normales". En el resto del país "o no hay señal o da señal de menos precipitaciones de lo normal", aunque las temperaturas presentan una "señal rotunda de temperaturas más frías de lo normal".

   Y lo normal es que en la semana del 26 de marzo al 1 de abril llueva entre 40 y 60 litros por metro cuadrado en las Rías Bajas (Pontevedra) y las zonas con menos precipitación serán el sureste peninsular y el valle del Ebro, donde la precipitación media es de entre 5 y 10 litros por metro cuadrado. "No tiene pinta de que la lluvia será la protagonista en Semana Santa, aunque la predicción de momento no tiene mucha certidumbre y todo puede pasar", ha concluido.