Narbona echa en falta actuaciones desde 1995 para minimizar los efectos de la sequía

Actualizado 25/01/2006 18:00:40 CET

MADRID, 25 Ene. (EUROPA PRESS) -

La ministra de Medio Ambiente, Cristina Narbona, señaló hoy que España va retrasada en actuaciones de modernización de regadíos y depuración de aguas residuales, y aseguró que "si se hubiera aprovechado el tiempo desde la anterior sequía de 1995, los embalses tendrían hoy un 30 por ciento más de agua de la que tienen".

En un desayuno informativo organizado por el Club Internacional de Prensa, la titular de Medio Ambiente hizo hincapié en la concepción obsoleta de la política de aguas en algunas regiones, en la que se considera que es "infinito, gratuito y que basta con hacer un embalse para tener agua".

La responsable de Medio Ambiente puso como ejemplo el caso de Castilla y León: "Es surrealista pedir embalses cuando la práctica totalidad de los regadíos son ineficientes y obsoletos". En el mismo sentido se encuentra la depuración de aguas residuales que se podrían emplear en riegos de jardines o campos de golf. Narbona comentó que en la Comunidad Valenciana sólo se depura un cuarto del total de las aguas residuales, mientras que en la Comunidad de Madrid con las nuevas dos depuradoras se multiplicará por 10 el agua para poder ser reutilizada, pasando de tres a 30 hectómetros cúbicos.

En cuanto a la desalación, la ministra de Medio Ambiente destacó que la puesta en marcha de tres plantas el año pasado evitó que hubiera restricciones en abastecimientos a poblaciones. Así, Narbona indicó que la desaladora de San Pedro del Pinatar (Murcia), la de Marbella (Málaga) y la de Carboneras (Almería) evitaron que se notaran los efectos del año más seco.

URBANISMO: SENSATEZ Y RACIONALIDAD

Por otra parte, la titular de Medio Ambiente volvió a pedir "sensatez y racionalidad" en la ordenación del territorio y los planes urbanísticos, temas en los que la competencia recae en las comunidades autónomas y los ayuntamientos. Narbona comentó la paradoja de que "nadie se compra un casa sin tener asegurada la electricidad, pero sí se están comprando casas sin saber si tendrán agua".

El Ministerio de Medio Ambiente destinará 20 millones de euros a la compra de terrenos en zona costera e incorporarlos así al dominio público marítimo-terrestre, y de esta forma evitar que se degrade el entorno. "Ya hay numerosísimas propuestas para compra de fincas y en un mes tomaremos las primeras decisiones, ya que tenemos exceso de demanda", dijo Narbona.

Concretamente, en el caso del Hotel del Algarrobico (Almería), la ministra de Medio Ambiente recordó que el deslinde de la zona costera que ahora ocupa el edificio estaba intacto desde 1997, y si se hubiera ejecutado "se hubiera evitado que comenzara la construcción del hotel". En Almería sólo se ha deslindado la mitad del litoral.

BARAJAS

En cuanto a la ampliación del aeropuerto madrileño de Barajas, la ministra de Medio Ambiente dijo que "en ocasiones algunas transformaciones urbanísticas no tienen suficientemente en cuenta el impacto del ruido" del aeropuerto y su cercanía. Narbona dijo que Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (AENA), como promotor de la ampliación del aeropuerto, "tiene una voluntad real de corregir los efectos del ruido" en los ciudadanos, y que por parte del Ministerio de Medio Ambiente se están realizando propuestas al margen de la declaración de impacto ambiental inicial "en base a una realidad posterior que no estaba contemplada en la declaración inicial", ya que se han modificado algunas rutas aéreas.

Por otra parte, en su intervención inicial la ministra destacó la importancia de la colaboración con las comunidades autónomas a las que ha reunido en Conferencia Sectorial "más veces en dos años de legislatura actual, que en las dos anteriores". También indicó el papel de España en la Organización de Naciones Unidas (PONU) para trabajar "en los grandes problemas globales sobre todo en áreas con las que España tiene una relación histórica mas estrecha como América Latina".

Otros temas abordados durante el desayuno con Narbona fueron la próxima Ley de Atmósfera que actualizará la ley española de 1972 a las nuevas exigencias europeas; la próxima Ley de Responsabilidad por Daños Ambientales que se debatirá en este semestre en las Cortes; y la descontaminación del embalse de Flix que costará 100 millones de euros, entre otros.