La pintora de santos Teresa Gaytán inaugurará su muestra este miércoles y destinará los fondos a Cáritas

Actualizado 22/10/2012 10:02:26 CET

MADRID, 22 Oct. (EUROPA PRESS) -

La pintora Teresa Gaytán de Ayala, especializada en retratos de santos, inaugurará el próximo miércoles en la Galería de Arte Ansorena de Madrid la exposición 'Arte y Espiritualidad' compuesta por cuadros de temática religiosa y principalmente, de santas y santos, que se dedica a pintar desde hace cerca de dos años después de que el Papa Benedicto XVI enviara un mensaje a los artistas para que transmitieran "esperanza y salvación".

En declaraciones a Europa Press, Gaytán de Ayala ha explicado que disfruta pintando retratos de santos, entre los que destaca el de la Madre Teresa de Calcuta, porque son "personajes muy elevados y se puede aprender mucho de ellos".

La artista, nacida en Pamplona en el seno de una familia aristocrática, encontró en la pintura desde pequeña una forma de expresar sus sentimientos y, más adelante, tras sus estancias en Francia e Inglaterra, se convirtió en su forma de vida mientras asistía a clases de Arte en la Universidad de Navarra.

Gaytán ha asegurado que le encantaría pintar al Papa Juan Pablo II que aunque aún no ha sido canonizado, sí es beato desde la ceremonia de beatificación que se celebró en el Vaticano el pasado 1 de mayo de 2011. También se animará a retratar, según ha precisado, a San Juan de Ávila que el pasado 11 de octubre fue declarado por Benedicto XVI Doctor de la Iglesia Universal.

Los fondos recaudados de los cuadros que Gaytán venda durante la exposición, que sólo estará abierta al público un día, los destinará a Cáritas Madrid. La pintora espera vender sus casi 40 cuadros para poder destinar una cantidad importante a la labor social de la Iglesia.

MENSAJE DEL PAPA A LOS ARTISTAS

El 21 de noviembre de 2009, el Papa Benedicto XVI solicitó a 260 artistas procedentes de todo el mundo, reunidos en la Capilla Sixtina, que colaboraran con la Iglesia para transmitir un "mensaje de esperanza y salvación", tal y como lo hizo Miguel Ángel en el siglo XV con los frescos realizados en ese mismo lugar.

En ese encuentro, que se enmarcó en el décimo aniversario de la 'Carta de Juan Pablo II a los artistas', escrita en abril de 1999, y el 45 aniversario del encuentro que Pablo VI tuvo con los artistas en mayo de 1964, el pontífice manifestó su deseo de "expresar y renovar la amistad de la Iglesia con el mundo del arte", una amistad, a su juicio, "consolidada en el tiempo".

Por este motivo, animó a los artistas a que no tengan miedo de confrontarse "con la fuente primera y última de la belleza" y de dialogar con los creyentes sobre ella. "La fe no quita nada de vuestro genio, de vuestro arte, antes bien lo exalta y lo nutre, lo alienta a cruzar el umbral y a contemplar con ojos fascinados y conmovidos la meta última y definitiva, el sol que nunca se pone y que ilumina y hace bello el presente", concluyó.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies