Pontificado.- El arzobispo de Oviedo destaca la "rica personalidad" y la "sencillez" del Papa Francisco

El arzobispo de Oviedo, monseñor Sanz Montes
EUROPA PRESS
Actualizado 14/03/2013 14:53:35 CET

Cree que "no es justo" que se ensombrezca su compromiso social por su contemporaneidad con la dictadura de Videla y espera a ver cómo enfoca el papel de la mujer en el seno de la Iglesia.

OVIEDO, 14 Mar. (EUROPA PRESS) -

El arzobispo de Oviedo, Jesús Sanz Montes, ha destacado este jueves la "rica personalidad" del Papa Francisco, dada su formación humanística y científica, así como su afable carácter de "enorme sencillez y simpatía", que pudo comprobar personalmente en 2006 durante unos ejercicios espirituales.

Monseñor Sanz Montes, que ha reconocido que le sorprendió la elección, ha valorado el nombre escogido, que asocia a San Francisco de Asís. "No tengo ninguna duda de que es por San Francisco de Asís, porque es el mío", ha comentado en rueda de prensa.

Igualmente, ha destacado su pertenencia a la Compañía de Jesús, de la que elogia su labor educativa, su compromiso social y su audacia misionera "en todas las latitudes". También ha hecho hincapié en su procedencia argentina, resaltando que hace más de 500 años que se llevó a América el evangelio de Cristo y se trata de una colectividad "profundamente marcada por la huella cristiana".

Asimismo, ha querido puntualizar que no se trata del sucesor de Benedicto XVI ni de Juan Pablo II ni de ningún otro más que de Pedro, por lo que no tiene que continuar ningún esquema establecido más que "el del patrón de Galilea".

Sanz Montes, que ha aplaudido la "frescura" de su primera intervención, cree que el timbre de su voz y su forma de mirar "no dejan indiferentes". Por ello, confía en que aporte "un mensaje de esperanza y rearme moral" en una época histórica marcada por noticias "sobre corrupción, guerras que no cesan y desempleo".

Sobre los desafíos que afronta el Papa Francisco, el arzobispo de Oviedo entiende que no son distintos a los de la comunidad cristiana que, en líneas generales, se basan en respaldar "desde la verdad, la belleza, la bondad y la esperanza" a las personas frente a los problemas del mundo.

Respecto a la organización interna de la Iglesia, Sanz Montes se imagina que el hecho de ser "ajeno, que no contrario" a la Curia ha podido tener "un peso importante" en su elección. Sin embargo, matiza que no entiende el Pontificado como "una especie de auditoría".

NO ENSOMBRECER SU COMPROMISO SOCIAL

En otro orden de cosas, el arzobispo de Oviedo considera que "no es justo" que se ensombrezca el compromiso social del Papa Francisco por su contemporaneidad con la dictadura de Videla.

"Ha sido un hombre libre políticamente", ha defendido, argumentado que eso no quiere decir "que sea una persona neutral porque nadie en esta vida es neutral". "Puedes no ser neutral y tener una cierta complicidad o puedes no ser neutral y ser libre, que es lo que creo que ha sido el cardenal Bergoglio", ha añadido.

Al respecto, ha recordado cómo se intentaron sacar "sombras" a Benedicto XVI por el hecho de haber tenido que pertenecer "muy a su pesar" en las 'Juventudes Hitlerianas'.

"El hecho de que hayan coincidido en un escenario público un político dictador, como fue el general Videla, y un obispo, como fue Jorge Mario Bergoglio, no significa que tengan que ir 'del bracete', porque complicidad ninguna y quien lo diga tendrá que demostrarlo", ha puntualizado.

LA MUJER EN EL SENO DE LA IGLESIA

Además, el arzobispo de Oviedo espera a ver cómo el Papa Francisco enfoca el papel de la mujer en el seno de la Iglesia. "Se debe a una larga tradición cristiana en la que la mujer ha tenido y tiene un papel primordial, quizá no vinculado a determinados ministerios como los varones tampoco tenemos determinados ministerios", ha dicho.

"El genio femenino es como ese otro pulmón que al Papa actual le falta porque fue operado y solo tiene un pulmón para respirar", ha indicado, argumentando que "no sería concebible la Iglesia y la Humanidad sin el pulmón de la mujer, solamente con el pulmón del varón".

Con todo, ha reiterado que está "en contra del feminismo" igual que está "en contra del machismo". "No es una rival la mujer, tampoco dentro de la Iglesia, pero no caigamos en una especie de 'toma y daca' donde vamos con la ley del péndulo de los machismos a evitar a los feminismos también evitables", ha concluido, diciendo que "habrá que esperar" a ver cómo enfoca este asunto el nuevo Papa.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies